Connect with us

Canadá

“Venezuela acostumbra a decidir su destino en las urnas”: Malvar

Venezuela vive una situación de tensión política por la muerte del presidente Hugo Chávez, y ahora construye nuevo destino

Avatar

Published

on

Entrevista a Francia Malvar, cónsul de Venezuela en Montreal

Por Francisco Belmont

MONTREAL, Canadá.-El pasado viernes 28 de septiembre de 2012, la cónsul general de la República Bolivariana de Venezuela en la ciudad de Montreal, Quebec, Canadá, Francia Malvar, concedió una entrevista a Francisco Belmont, en el contexto de las elecciones presidenciales del 7 de octubre de 2012 en su país.

Por la reciente muerte del presidente Hugo Chávez, quien salió victorioso de esa contienda, cobran mayor importancia las declaraciones de la diplomática, al abrirse de nuevo un proceso electoral.

En aquel momento, al terminar la entrevista, la funcionaria recibió un comunicado dirigido a las representaciones de Venezuela en el extranjero en que se prohibía terminantemente a los miembros del servicio consular conceder entrevistas a la prensa o hacer cualquier tipo de declaración pública sobre el proceso electoral por realizarse.

Ya elaborada la entrevista y habiendo constatado esa instrucción viendo la copia fax del documento, Belmont dio su palabra de no hacerla pública, pero se negó a entregar el material videográfico obtenido como periodista con derecho al uso de la información recogida durante la jornada de trabajo.

Dado que representa un documento histórico, después del deceso de Chávez, queda la presente video-edición como prueba del desempeño de personas convencidas con las causas e ideales, valores y soportes morales que sustentan su desempeño como lo fue la señora Francia Malvar, representante consular de su país.

Consul de Venezuela en Montreal, Francia Malvar. Foto: Noticias Montreal

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Canadá

Sin justicia, 56 víctimas de incendio en hogar estatal de Guatemala en 2017

El colectivo internacional de Guatemala y Canadá 8Tijax emprende acciones por la justicia de 41 niñas que murieron en el fuego de un hogar estatal guatemalteco, y 15 heridas de gravedad, retenidas por la policía el 8 de marzo de 2017

Avatar

Published

on

Los Ángeles Press

HALIFAX, Canadá. Del 28 de febrero a el 9 de marzo, Mayra Jiménez del colectivo 8Tijax ofrece charlas en gira por las provincias marítimas de Canadá sobre la lucha en curso por buscar justicia para 41 niñas y jóvenes víctimas fatales de un incendio causado dentro de un hogar estatal para niños y jóvenes, Hogar Seguro Virgen de la Asunción 8 de marzo de 2017 en Guatemala. La gira de conferencias organizada por la Red Rompiendo el Silencio de las provincias marítimas y Guatemala (RES), conmemora el segundo aniversario de la tragedia. Los eventos se realizan en Fredericton, Sackville, Halifax, Antigonish y Tatamagouche.

“El Hogar Seguro debería haber sido un lugar donde se protegía a niños y jóvenes vulnerables, lamentablemente esto dista mucho de ser así”, señala Jiménez. Los menores allí fueron sujetos a violencia sexual, maltratos físicos, abortos forzados, tráfico de personas y prostitución forzosa por los empleados a cargo. Igualmente soportaron condiciones infrahumanas como hacinamiento y alimentación vencida. Las denuncias sobre estos maltratos han sido públicas desde 2013 con conocimiento por parte de las autoridades.

Temprano en la mañana, la policía encerró en un cuarto de 6.8 por 7 metros a un grupo de niñas y jóvenes que trataron de escapar del establecimiento. La policía no las dejó salir cuando el incendio se inició dentro del cuarto en el que 41 de ellas murieron y otras 15 fueron gravemente heridas. Los miembros del colectivo 8 Tijax inmediatamente llegaron a los hospitales donde admitieron a las sobrevivientes. Allí los encargaron a dar información sobre la identidad de las víctimas y de notificar a los padres y familiares que se encontraban afuera en espera de noticias. Los miembros también ayudaron a trasportar las sobrevivientes a hospitales y los cuerpos a la morgue y proporcionaron ayuda psicológica y apoyo moral y espiritual. Luego de haber identificado la última víctima se enfocaron en acompañar a las familias en todo el proceso legal ahora en las cortes de Guatemala.

Actualmente, 12 personas, entre ellas, oficiales estatales de alto rango, el ex director del Hogar Seguro y los policías involucrados, afrontan cargos referentes a la tragedia mencionada. Lamentablemente, estos casos presentan considerables retrasos y hasta la fecha ninguno ha sido condenado. Mayra Jiménez defensora de la justicia de género, y como miembro y cofundadora de 8 Tijax afirma que “en estos 2 años, apenas de 12 sindicados, incluyendo la que se guardó la llave, nada más hay ocho que van a enfrentar un juicio. Los cuatro restantes, ni siquera han prestado su primera declaración”.

“Desde hace casi dos años, la justicia no ha cumplido con su deber, retrasando y negándola a las víctimas y sobrevivientes de este crimen estatal. Hacemos una llamada a Canadá, como gobierno “feminista” a manifestarse acerca de este asunto y que asuman una función proactiva abogando por la justicia de género para estas niñas”, dice Stacey Gómez, coordinadora de Rompiendo el Silencio en las provincias marítimas.

Janette Fecteau, miembro del comité de Rompiendo el Silencio en Antigonish, por su parte señaló que “como miembros de este comité, viviendo en Mi’kmaki y trabajando en solidaridad con grupos como 8 Tijax en Guatemala, vemos el paralelo existente entre el retraso y la negación de justicia en el caso del Hogar Seguro, con la trágica situación en Canadá de mujeres y niñas indígenas desaparecidas y asesinadas. A través de la gira de Mayra Jiménez examinaremos este paralelo y alentando a la población a tomar medidas respecto a estos dos frentes.”

Para rememorar el segundo aniversario de la tragedia, Rompiendo el Silencio está presentando una exposición itinerante de arte por estas provincias del 1 de febrero hasta principios de abril, la cual presenta retratos conmemorativos de cada una de las 41 niñas difuntas. Rompiendo el silencia ha lanzado también una campaña a través de media social y una postal solicitando enfáticamente al gobierno de Canadá a actuar activamente en este asunto.

Fotografía: La activista Mayra Jiménez.

Contacto:

Stacey Gomez

Coordinadora por las provincias maritimas de RES

BTSMaritimesCoordinator@gmail.com

902.999.4458 

 

Antecedentes: Rompiendo el Silencio consta de una red de personas voluntarias en las provincias marítimas de Canadá que empezó a organizarse en 1988 con el fin de apoyar los esfuerzos de los guatemaltecos afrontando la justicia política, social y económica. Hoy día, esta iniciativa cuenta con comités en Halifax, Charlottetown, the North Shore, Fredericton, and Antigonish. Está comprometida con la defensa de derechos humanos, educación pública, apoyo en gestiones políticas, considerando asuntos fundamentales: defensa territorial; justicia de género; veracidad, justicia e impunidad; y seguridad. Para más información visítenos aquí

 

Eventos:

ANTIGONISH, NS
Viernes el 8 de marzo @ 2:30pm
Community Room, People’s Place Library

https://www.facebook.com/events/581862845614931/

 

TATAMAGOUCHE, NS
Sabado el 9 de marzo @ 3pm
Tatamagouche Centre

Continue Reading

Canadá

Ong canadiense presenta nuevas pruebas de inocencia en caso de Judith Brassard en Colombia

Judith Brassard lleva nueve años de cárcel injusta, por lo que la Asociación Canadiense por el Derechos y la Verdad En Vero asumió la defensa desde Canadá a Colombia

Avatar

Published

on

Judith Brassard, lleva 9 años encarcelada injustamente en Colombia. Foto: freejudith.org

En Vero/Redacción

BOGOTÁ, Colombia.- En el marco de la conferencia de prensa que se llevó a cabo el día de hoy en el auditorio San Luis Beltrán del Colegio Jordán de Sajonia de Bogotá, la organización canadiense de defensa de los derechos humanos En Vero presentó los elementos probatorios que sustentan el recurso de revisión presentado el pasado lunes 18 de diciembre ante la Corte Suprema de Justicia de Colombia en el caso de la canadiense Judith Brassard.

Judith Brassard fue condenada en 2010 a 28 años de prisión como consecuencia del asesinato de su esposo Felipe Rojas Gnecco, el 4 de diciembre de 2006. Desde 2015, la canadiense, quién a lo largo de 9 años de encarcelamiento, ha mantenido firme su declaración de inocencia, ha recibido de parte de la organización canadiense un apoyo que dio un nuevo giro a su caso. En Vero, ha recibido a su vez el apoyo de otra fundación colombiana defensora de derechos humanos llamada FondeJusticia y Verdad, cuyo representante intervino durante la rueda de prensa.

El presidente de En Vero, David Bertet, ha presentado algunos de los elementos probatorios que la organización pudo conseguir después de casi dos años de investigación. Agregó que se tratan de hechos y pruebas nuevas que respetan los criterios estrictos establecidos por la constitución colombiana para la presentación del recurso de revisión, cuyo carácter es excepcional. Recordó que la condena de Judith Brassard a 28 años de cárcel fue confirmada por la Corte Suprema de Justicia en el año 2013, por lo cual la petición presentada ante el máximo tribunal tenía que basarse en nuevos elementos probatorios.

El activista internacional insistió en que el contexto jurídico actual resulta más favorable para la canadiense y que es más probable que se aplique de manera estricta en este caso el principio de in dubio pro reo, es decir de duda razonable. Así las cosas, los desafíos que enfrenta la Corte Suprema desde que se evidenciaron posibles prácticas ilícitas de parte del ex presidente del Tribunal y autor del reporte que dio lugar a la confirmación de la sentencia condenatoria en contra de Judith Brassard -ex magistrado Leónidas Bustos– representan una verdadera oportunidad para fortalecer el estado de derecho en Colombia.

En palabras de Bertet, “nosotros defendemos a las personas que como Judith Brassard, son inocentes y víctimas de prácticas que llamamos de “fabricación de culpables”. Nuestra misión y nuestra filosofía, es trabajar con las autoridades y con el poder judicial. No vamos en contra de ellos, sino que trabajamos para que se fortalezcan y que se protejan los derechos humanos dentro del marco legal.”

Aludiendo al caso Brassard, David Bertet expresó que “lo más relevante de este caso, y lo más preocupante también, no es tanto que la familia del difunto en su momento haya muy probablemente tratado de orientar las investigaciones de la Fiscalía de Santa Marta hacia Judith Brassard. Y de eso tenemos pruebas. Lo más preocupante es que las autoridades responsables de la investigación se hayan prestado a aceptar las presiones exteriores, y que la influencia de quienes querían ver a Brassard encarcelada, generara un efecto corruptor sobre todo el proceso, desde la etapa crucial de investigación hasta el proceso judicial, en el cual no se respetó ni se protegió el derecho a la presunción de inocencia, ni se tomó en cuenta el principio de la duda razonable.”

Bertet afirmó que En Vero presentará en las próximas semanas una solicitud de medidas cautelares ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, para vigilar que el debido proceso sea respetado de manera minuciosa.

La presentación concluyó con unas palabras de Judith Brassard grabadas desde la cárcel de Santa Marta. La canadiense se dirigió a las otras personas inocentes en Colombia, así como a sus dos hijos Mariana y Felipe. «Pronto tendremos la oportunidad de reunirnos a fuera y con la tranquilidad de que al final, se hizo justicia.»

Continue Reading

Canadá

“Hola, soy Sandy”

Hola, les habla el huracán Sandy. La gente me llama “Frankentormenta”, “supertormenta” e incluso “bomba meteorológica”.

Avatar

Published

on

Fotografia satelital del Huracan Sandy 30 de Octubre Foto: Nasa.gov

Stephen Leahy*

Hola, les habla el huracán Sandy. La gente me llama “Frankentormenta”, “supertormenta” e incluso “bomba meteorológica”. La verdad es que no pretendo dañar a nadie. Pero una humedad atmosférica y un calor oceánico sin precedentes me han dado un poder incontrolable.

Lamento decir que tengo tanta potencia eólica que estoy poniendo el mar dentro de sus salas a lo largo de toda la costa este de Estados Unidos sobre el océano Atlántico. El mar es como una ensaladera llena de agua e inclinada de tal modo que no puede sino derramarse.

Mis vientos llegan a 150 kilómetros por hora. Van a perder velocidad a medida que se adentren en tierra, pero para entonces habrán empujado tanta agua sobre la costa que habrá inundaciones por todas partes y durante toda la noche de este lunes 29.

Inundaciones causadas por marejadas récord ya se presentaron en varias zonas de Nueva Jersey. Y seguirán así en ese estado y en su vecino Nueva York.

Jane’ s Carousel en Brookling Bridge Park Foto: ABC News

Probablemente cause daños de miles de millones de dólares en Washington, Nueva York, Boston y otras partes del noreste de Estados Unidos. Y seguramente mataré a varias personas. Ya lo he hecho. Unas 60 perdieron la vida cuando pasé por Jamaica, Cuba y Haití hace unos días.

Soy una fuerza de la naturaleza, pero es importante que entiendan que esto no es mi culpa. Nací apenas el 22 de este mes en las aguas cálidas del sudoeste del mar Caribe como un conjunto de tormentas eléctricas y lluvias, lo que ustedes llaman una depresión tropical, primer estadio en la formación de un huracán.

Una de las rarezas de mi nacimiento fue que se produjo muy al final de la temporada de huracanes. Pero esto pasa cada vez con más frecuencia, a medida que el clima se calienta y grandes partes del océano conservan el calor por mayor tiempo.

El aire y el agua están más cálidos porque la atmósfera tiene ahora cientos de millones de toneladas de dióxido de carbono (CO2) procedentes de la quema de carbón, petróleo y gas, así como de la deforestación, la agricultura y las industrias.

Ustedes ya saben que el CO2 es como una frazada que mantiene el planeta tibio, reteniendo parte del calor que le dan los rayos solares. Pero esos cientos de millones de toneladas de CO2 que ustedes, los humanos, han puesto en la atmósfera hacen que la frazada sea más y más gruesa y capture más calor del Sol.

Esa cantidad extraordinaria de energía calorífica atrapada equivale a explotar 400.000 bombas atómicas como la de Hiroshima cada día, los 365 días del año.

La mayor parte de ese calor extra ha ido a los océanos. Por eso las temperaturas terrestres se han elevado en promedio apenas ocho décimas de grado desde la era preindustrial. Los mares son más y más calientes, y sus aguas cálidas se expanden, como cuando la olla se recalienta y la leche hirviendo se derrama. Esa es una razón de la elevación del nivel del mar; la otra es el derretimiento de los glaciares e hielos polares.

El aire más caliente puede asimismo cargar más humedad. Las mediciones realizadas muestran que ahora hay entre cuatro y seis por ciento más vapor de agua en el aire, por lo que las precipitaciones son más intensas.

Atlantic City Foto: perfil de FB Hurricane Sandy

Yo nací en el agua a una temperatura de al menos 28 grados. Para crecer fuerte necesito agua tibia y un aire bien cargado de humedad. Había abundancia de ambos la semana pasada, y en la noche del lunes 22 la velocidad de mis vientos era lo suficientemente fuerte como para llamarme tormenta tropical. Para el miércoles 24 era más poderosa y me bautizaron huracán Sandy, el décimo de la temporada.

Este año ya tuvo 18 tormentas tropicales, por lo que 2012 podría convertirse en el tercero de mayor actividad ciclónica de la historia.

Los huracanes vivimos sobre el agua caliente y el aire húmedo. Por eso perdí potencia cuando pasé por las montañas y colinas de Jamaica y Cuba. Pero la extensa zona de aguas inusualmente cálidas que se extienden desde Florida hacia el norte por la costa este estadounidense me aportaron la energía para seguir existiendo y crecer en poder y tamaño.

De hecho, soy tan grande que podría ser el mayor registrado hasta la fecha. Esto tampoco debe sorprender. El calor creciente atrapado por la frazada de CO2 es el combustible de las tormentas y de la creciente humedad para lluvias más copiosas y más inundaciones que en el pasado. Y la elevación del mar significa que las marejadas serán más destructivas.

Huracanes y tifones fuimos durante millones de años la forma que halló la Tierra para redistribuir el calor. Imagínense que somos como gigantescas válvulas de presión. Cuando el calor atmosférico aumenta como ahora, nadie debe asombrarse de que seamos más grandes y potentes.

Ya dije que soy una fuerza de la naturaleza. Muchos dirán que soy un acto de Dios. Pero ahora sabemos que eso ya no es cierto, ¿verdad?

Este lunes 29 por la mañana giré con rumbo norte-noroeste y estoy a unos 400 kilómetros al sudeste de Nueva York. Ya debo de ser la tormenta de mayor tamaño, tengo una extensión total de unos 3.200 kilómetros.

Quería permanecer sobre el mar abierto, pero una gran columna de aire frío y alta presión sobre la región de los Grandes Lagos me ha puesto en este rumbo. La inminente colisión entre ese frío y el aire muy caliente y húmedo me harán más potente y peligrosa.

Es imposible decir con certeza si el derretimiento del hielo marino del Ártico, que alcanzó este año un récord histórico, tiene alguna responsabilidad en esto.

Yo sé que la mayor parte del hielo del Ártico se derritió en 2012. El hielo refleja la energía solar, pero el océano oscuro la absorbe. Para que el Ártico vuelva a congelarse debe librarse del calor, arrojándolo a la atmósfera. Ahora precisamente hay allí cantidades récord de energía calorífica saliendo del mar e ingresando al aire.

Esto viene pasando cada otoño boreal de los últimos años. Otra vez, no deben sorprenderse de que la liberación de todo ese calor extraordinario altere los patrones meteorológicos.

La corriente en chorro, los vientos oeste-este que actúan como la frontera entre el frío ártico y las latitudes medias más tibias, está perdiendo fuerza, moviéndose más al norte y volviéndose más errática.

Otro factor que me impulsa a adentrarme en territorio de Estados Unidos es una maciza cúpula de alta presión localizada en el sudoeste de Groenlandia. Sin ese bloque de alta presión, posiblemente hubiera resistido el empuje del sistema de baja presión y permanecido en el mar.

Ese sistema de alta presión está parado allí desde hace semanas; los bichos raros de la meteorología lo llaman “evento de obstrucción”. Ya produjo una extensión récord de altas temperaturas y un deshielo también récord en Groenlandia.

Sí, estoy usando mucho la palabra “récord”. Es porque el clima ha virado hacia un territorio desconocido. El calor y la sequía sin precedentes del recién concluido verano boreal en Estados Unidos son solo un ejemplo.

Y las cosas van a seguir cambiando. Las tormentas podemos ser más y más grandes y podemos aparecer con mayor frecuencia o presentarnos en lugares a los que antes no íbamos. No hay modo de saberlo.

De algo sí pueden estar seguros: el clima de los últimos 20 siglos ya no existe. Yo soy parte de la nueva normalidad.

* Habla el huracán Sandy – Blog en inglés. (UXBRIDGE, Canadá)

Fuente: Agencia IPS

Continue Reading

Trending