Connect with us

México de conciencia

Llamado a crear Pacto por el Pueblo Mexicano: OPT

El pacto por el pueblo mexicano sería medida de resistencia nacional contra el pacto por México propuesto por el presidente impuesto Enrique Peña Nieto

Published

on

Foto: OPT

Ignacio Gastélum Ruiz*

El 1 de diciembre se llevó a cabo la imposición del candidato del PRI, Enrique Peña Nieto. A través de la compra de votos, de las encuestas dirigidas, del apoyo de los medios de comunicación nacionales y extranjeros se ha fabricado la figura de Peña Nieto, quien sube al poder no sólo para darle continuidad a la política seguida por el gobierno de Felipe Calderón sino para profundizar la entrega de los intereses nacionales alcanzados en décadas de lucha.

La lucha y resistencia del pueblo, de los trabajadores y sus organizaciones permitió avanzar en la construcción de la soberanía nacional, en la conquista de los derechos sociales y laborales.

Fue la movilización del pueblo mexicano y los trabajadores lo que permitió que en 1938 se recuperara el control del petróleo, impulsando la creación de PEMEX como empresa nacional. En el curso de estas mismas luchas se logró la Reforma Agraria y se arrancó el derecho a la contratación colectiva; los derechos laborales expresados en la LFT son producto de la Revolución Mexicana. En 1946, el profesorado del país conquistó el derecho a la seguridad en el empleo, la plaza base, al momento de la creación del sindicato nacional del magisterio. México tomó el control de la industria eléctrica bajo control extranjero en 1960.

«Pacto por México», la depredación legalizada

Ante la crisis del régimen y a la par del impacto de la crisis financiera global se busca profundizar las políticas neoliberales, se pretende desmantelar y destruir las conquistas de la Nación y su soberanía a un nivel sin precedentes. Para hacer pasar las contrarreformas y medidas de austeridad impuestas desde los organismos financieros internacionales y mantener intocables los intereses de la oligarquía mexicana, Peña Nieto lanza una política de supuesta «unidad» nacional, comenzando por el “Pacto por México”, acuerdo cupular entre el PRI, PRD y PAN. En lo inmediato, dicho “Pacto” significa la aprobación en las Cámaras de las contrarreformas fiscal, energética, de la escuela pública y de seguridad nacional.

Para la contrarreforma fiscal, Peña Nieto anuncia la intención de aumentar el IVA y aplicarlo también a medicinas y alimentos. Gurría Ordóñez, secretario general de la OCDE, avanza la orientación de que aumente a 19 por ciento. Esta medida, junto con la pretensión de eliminar el subsidio a las gasolinas, provocará una catástrofe en el poder adquisitivo de las familias que viven de su trabajo.

En cuanto a la reforma energética, se trata de la apertura al capital extranjero y los grupos oligárquicos del país de renglones estratégicos de lo que queda por privatizar de PEMEX, el desmantelamiento y privatización de CFE, la entrega de la tierra a las compañías imperialistas que explotan las minas, los recursos hídricos y eólicos en perjuicio de las comunidades originarias y campesinas y del medio ambiente.

Con relación a la educación, la evaluación permanente que exige la OCDE, significa la destrucción del derecho a la estabilidad y seguridad en el empleo (eliminación de la plaza base), para un millón 200 mil profesores y profesoras. La pretensión de imponer la “autonomía de gestión” de las escuelas, es abandonar la responsabilidad del Estado en el mantenimiento de las mismas, promover el aumento de cuotas y conducir a la privatización.

Las reformas, de un régimen dictatorial

La «reforma» a la Ley orgánica de la Administración Pública Federal, crea una super secretaría de Gobernación, con un claro enfoque político-policíaco y represor. Los acontecimientos del 1 de diciembre, muestran que el “nuevo” PRI intenta instaurar un estado persecutor; el gobierno federal entrante montó un verdadero plan de provocación y represión, utilizó a sus «halcones» y sus infiltrados para propiciar que los cuerpos policiacos detuvieran y golpearan a jóvenes y paseantes, con el visto bueno y el apoyo logístico y material de los mandos policíacos del DF. Fue una provocación contra el movimiento #YoSoy132 y contra la juventud militante en general. El régimen intenta eliminar el derecho a la manifestación y a toda expresión política pacifica independiente, y necesita el aval político de las cúpulas de la izquierda partidista institucional, el sindicalismo –corporativo o no- y organizaciones sociales a quienes seguramente recurrirá en un futuro próximo. Es una amenaza contra el pueblo y los trabajadores.

En materia de seguridad nacional, continuará la denominada guerra contra el narcotráfico y el crimen organizado, con sus decenas de miles de muertos, miles de desaparecidos, guerra de desestabilización de la Nación.

El llamado “Pacto por México” en el terreno político quiere darle cobertura y legitimidad a un gobierno, el de Peña Nieto, que se ha instalado por medios fraudulentos. El pacto entre PRI PAN y PRD ofrece apoyo y unidad en torno al gobierno de Peña y le deja al PRD y al GDF el trabajo sucio en la represión como se comprobó el 1 de diciembre.

La Organización Política del Pueblo y los Trabajadores rechaza energicamente la política del “Pacto por México” que es en realidad un Pacto contra los intereses nacionales y contra los derechos sociales, laborales y democráticos del pueblo y los trabajadores mexicanos.

La organización de la resistencia nacional contra el nuevo gobierno usurpador encabezado por Enrique Peña Nieto, en el contexto del desastre nacional y de las crisis del capitalismo neoliberal, requiere de un conjunto de iniciativas políticas que hagan viable la unidad de todas o de buena parte de las fuerzas antineoliberales, un bloque opositor. También exige el desarrollo de iniciativas e instancias políticas, organizativas y extrainstitucionales, que contribuyan a la emergencia de sujetos político-sociales para la disputa de la conducción de la nación a partir de un programa de liberación nacional y emancipación social, antioligárquico y antiimperialista, desde procesos de construcción de poder popular, social y ciudadano.

El Pacto ‘ Desde Abajo’

Impulsaremos la convergencia de todas las expresiones que estén dispuestas a dar pie a un Pacto del Pueblo Mexicano por el rescate de la nación, que confronte el Pacto Neoliberal impulsado por Enrique Peña Nieto. Las fuerzas de la Convención Nacional Contra la Imposición, los firmantes de la Proclama, Morena o sectores de éste y de otros partidos; además de organizaciones civiles, de pequeños y medianos empresarios, referentes culturales y pueblos originarios, pueden ser punto de partida para una propuesta de gran unidad nacional frente al neoliberalismo y sus contrarreformas, contra la usurpación y por la revocación de mandato.

Abierta a todas y todos los que comparten una salida política pacífica y están dispuestos a desarrollar la desobediencia y la resistencia civil pacíficas, mismas que entendemos como parte de la movilización y manifestación de masas en la lucha política como método que reivindicamos. Que abandone todo sectarismo; todo resabio de infantilismo e izquierdismo; de anarcosindicalismos y soberbias doctrinarias y personales.

Convocamos a la construcción de un Pacto desde abajo, del pueblo mexicano contra el pacto de los de arriba, para hacer valer un Nuevo Proyecto de Nación basado en el poder popular, ciudadano y social, que haga efectivas la democracia desde el pueblo, la justicia social, la soberanía y la autonomía económica, política y cultural de la nación y la paz.

Foto: OPT

“Necesario articular todas las resistencias”

Nos proponemos articular como referente social al conjunto de trabajos político sociales que impulsamos a través de espacios que compartimos con diferentes agrupamientos en el proyecto de la Nueva Central de Trabajadores, la Asamblea de Afectados Ambientales, los Jóvenes ante la Emergencia Nacional, el Frente Nacional del Movimiento Urbano Popular, el Concejo Campesino Indígena, el movimiento de resistencia del SME y los movimientos de trabajadores de la educación agrupados en la CNTE, con los que compartimos el horizonte del poder popular, la liberación nacional y la emancipación social.

Desde este movimiento político de masas, con identidad definida, actuaremos en las diversas convergencias sectoriales, locales y nacionales. Su base territorial y su composición multisectorial serán decisivas para la organización de la resistencia civil activa y compartir una base social orgánica con la que la OPT esté comprometida, más allá de la lucha electoral tal y como está configurada por el actual régimen oligárquico y sus partidos. De esta manera, la OPT podrá ser realmente un instrumento político del movimiento social para la lucha por el gobierno y el poder, desde los procesos de construcción de poder popular, ciudadano y social que se desarrollan en el país.

Un aspecto político trascendente del abanico táctico-estratégico de la OPT será lograr su registro como partido político. A pesar de las limitaciones impuestas por el régimen oligárquico para el ejercicio de las libertades políticas y democráticas en las organizaciones gremiales, barriales, ciudadanas, comunitarias, culturales y en los procesos electorales, no podemos seguir dependiendo de los partidos de la izquierda electoral para la promoción de nuestros candidatos y programas de liberación nacional y emancipación social. Ni podemos seguir sujetos a sus caprichos y chantajes, a sus métodos que perpetúan la separación de la lucha social, de las reivindicaciones populares con respecto a la lucha electoral, que sólo refuncionalizan el actual sistema electoral y de partidos profundamente oligárquico y antidemocrático.

La lucha por el registro de la OPT como partido político es una lucha por una reforma democrática profunda. Como instrumento de la gran campaña de movilización nacional que haga valer desde ya, a través de las autonomías, las policías comunitarias, la organización independiente, la resistencia civil pacífica y las organizaciones de los trabajadores el tránsito a la democracia desde el pueblo; única garantía para hacer valer la soberanía nacional, las autonomías populares, la justicia social, la seguridad y la paz. Más allá de la participación electoral, la OPT quiere contribuir a llenar el vacío de una representación política partidaria del pueblo y los trabajadores y que en el marco de amplia unidad contra el neoliberalismo defiende los intereses del pueblo y los trabajadores y en última instancia la perspectiva de una democracia y poder populares.

Para todo esto es fundamental la coherencia entre el decir y el hacer. La dimensión ética y cultural de la política, de nuestro actuar cotidiano es decisiva, sin ella el pueblo se traiciona y especialmente nosotros. Servir al pueblo y a los trabajadores; saber y sentir las necesidades e intereses de la nación, de las personas que somos producto de un largo proceso humanizador de decenas de miles de años, es el principio para asumir el aquí y el ahora como parte de la lucha por la emancipación humana. Para ello debemos despojarnos de todo dogmatismo, aprender de nuestras historias, de todas, aunque en particular de las de nuestro pueblo, es fundamental. La nación mexicana y la humanidad toda están en riesgo; seamos dignos y fuertes para vencer, para no traicionarnos, para no robar, para no mentir, para trabajar, estudiar y servir.

Llamado a la resistencia nacional

La OPT llama al pueblo mexicano a organizar la resistencia nacional contra el nuevo gobierno usurpador encabezado por Enrique Peña Nieto, que pretende concluir el proceso de ocupación neocolonial desarrollado por Estados Unidos y otras potencias imperialistas en los últimos 30 años. Llamamos a resistir las políticas y contrarreformas neoliberales que nos despojan del petróleo, el agua, las minas, la tierra, de nuestros derechos sociales y de la propiedad pública y social de la nación, para entregarlas a la oligarquía mexicana y a las multinacionales estadounidenses, canadienses y españolas, entre otras. Convocamos a todos los trabajadores, formales e informales, del campo y la ciudad, a resistir y revertir la contrarreforma laboral y a organizar la lucha en cada lugar y centro de trabajo, contra las nuevas formas de explotación capitalista y de despojo del salario. Llamamos a los campesinos, a las naciones y comunidades indígenas, a los pobladores urbanos a defender el territorio, la soberanía alimentaria y los derechos ancestrales de comunidades y personas; a los jóvenes y mujeres a no rendirse en la lucha de sus derechos y esperanzas porque de ellos depende, en gran medida, la posibilidad de avanzar hacia la humanización del mundo.

En fin, convocamos a todos los agraviados por el capitalismo neoliberal, a las víctimas de las crisis económicas, ambientales y alimentarias; a las víctimas de la violencia, del terrorismo y la delincuencia solapada y promovida desde el estado mexicano y sus carteles por el clima de violencia e inseguridad; a quienes han sido ofendidos, calumniados, humillados y discriminados por los medios de comunicación al servicio del régimen oligárquico y vende patria, a los sectores medios y bajos de la burguesía que en la defensa de sus intereses compartan la lucha por la soberanía nacional y la dignidad humana, a la Unidad contra los causantes del desastre nacional; a la Unidad por el rescate de nación y de México; a la Unidad del Pueblo de México contra los neoliberales y su régimen oligárquico y contra los imperialistas que hoy invaden y ocupan nuestro país.

Ésta es la causa con la que está comprometida la Organización Política del Pueblo y los Trabajadores en su construcción como partido político y para eso hacemos partido político. A este esfuerzo es al que te invitamos a impulsar y construir conjuntamente.

*Editor responsable delProyecto de Declaración del Consejo Nacional de la OPT y activista de derechos humanos en Baja California, México.

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Latinoamérica

Parques eólicos marinos, futuro de la energía en América Latina

Published

on

By

Por Alan Austria

MÉXICO – Tres décadas después de que se instalara el primer parque eólico marino del mundo, América Latina, sin ninguna planta semejante, comienza a interesarse por esta forma de generación de energía. Algunos especialistas consideran que es el momento ideal para plantearlo debido a que ayudaría a promover una sólida transición energética en la región.

La energía eólica offshore -término en inglés que significa “en el mar, alejado de la costa, marina, costa afuera o ultramar»- es la fuente de energía limpia y renovable que se obtiene con la fuerza del viento que se produce en alta mar.

En la última década el sector ha madurado y crecido rápidamente, tras un lento crecimiento desde que se instalaron las primeras turbinas en Dinamarca en 1991. Se han instalado aproximadamente 56 gigavatios (GW) de capacidad eólica marina en todo el mundo, principalmente en Europa y China.

La eólica marina es muy diferente con respecto a otras tecnologías de energía renovable.

La brasileña Ingrid Pacheco, experta eólica marina, señala que las turbinas aprovechan la falta de barreras presentes en la tierra para girar más rápido y generar energía de forma más constante y uniforme que la eólica terrestre o la solar fotovoltaica: “algo que quedó demostrado desde los primeros proyectos es que se pueden utilizar turbinas más grandes en el entorno marino que en los parques eólicos terrestres y con una escalabilidad que puede traer enormes beneficios a América Latina”.

El Programa de Asistencia para la Gestión del Sector de la Energía (Esmap) señala que una cuarta parte del potencial eólico marino del mundo se encuentra en aguas de países de ingresos bajos y medios, por lo que acelerar su adopción en los mercados emergentes se ha vuelto esencial para disminuir la dependencia de los combustibles fósiles y reducir la pobreza.

En esta última década la industria eólica marina ha mostrado un crecimiento acelerado, principalmente en China y países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). El último año, la industria eólica presentó récord en nuevas instalaciones para la energía eólica marina,  con 21 GW de capacidad añadida en todo el mundo.

Este gran avance relativamente reciente se debe principalmente a una reducción de costos y al aumento sustancial en el tamaño de la turbina y la escala del proyecto, así lo identificó para Diálogo Chino el doctor Christian Appendini, oceanógrafo del Laboratorio de Ingeniería y Procesos Costeros del Instituto de Ingeniería de México, perteneciente a la Universidad Nacional Autónoma de México.

“Como ahora es competitiva en costos, algunos gobiernos planean hacer de ella un componente clave de su combinación energética descarbonizada”, afirma.

Enorme potencial

Los beneficios de aumentar la capacidad eólica marina pueden ser múltiples, dice Carlota Molina, asociada de asuntos externos de la oficina del Banco Mundial en México.

Los países que comiencen a utilizar esta energía pueden crear y mantener miles de empleos altamente calificados, generando electricidad de manera predecible e incrementando su producción en otoño e invierno, estaciones de menor radiación solar y mayor consumo de energía, señala.

Molina añade que “el uso de esta energía puede ser complementaria en América Latina con otras tecnologías renovables, brindando seguridad de suministro y aportando valor”.

La energía eólica puede ser complementaria en América Latina con otras tecnologías renovables, brindando seguridad de suministro y aportando valor.

Existe un enorme potencial de recursos sin explotar en América Latina y el Caribe, según el Banco Mundial, que estimó un potencial técnico cercano a los 8000 GW en las aguas de esta región.

Algunos países tienen excelentes condiciones naturales, lo que significa que esta energía podría ser técnica y económicamente viable.

Molina, la asociada de Asuntos Externos de la entidad multilateral, señaló que Brasil y Colombia son los más avanzados en sus legislaciones eólicas marinas. “Por ejemplo, los desarrolladores de la industria brasileña han propuesto más de 130 GW de capacidad eólica marina en 55 proyectos”, afirmó.

Brasil y Colombia avanzan

Brasil es el mercado eólico terrestre más grande de América Latina, seguido de México, Chile y Argentina.

La industria brasileña del petróleo y el gas se desarrolla principalmente en alta mar y tiene una cadena de suministro muy bien establecida que se puede adaptar para satisfacer las necesidades específicas de la eólica marina, señaló Pacheco Silveira al identificar los avances normativos en Brasil.

Mapa que muestra el potencial eólico marino de Brasil
Gráfico: Belen Sampietro / Diálogo Chino

“Un primer proyecto legislativo fue emitido en 2017 en la Cámara de Diputados, pero 2020 fue el cambio de juego con el lanzamiento gubernamental de una hoja de ruta para desarrollar enormes parques eólicos marinos con el involucramiento de la Agencia Nacional del Medio Ambiente. A principios del año anterior, se publicó un nuevo proyecto legislativo y finalmente, en 2022 llegó el Decreto para regular el mercado que genera grandes expectativas para sus financiamientos”, explicó.

Entretanto, en Colombia, en la agenda de los proyectos energéticos se está empezando a escribir un nuevo capítulo protagonizado por la eólica marina o costa afuera, palabras con las que identifica a su hoja de ruta el Ministerio de Minas y Energía.

Diego Mesa, ministro saliente de Energía  de Colombia, cuyo gobierno cambiará el 7 de agosto,  concedió una entrevista a Diálogo Chino dos días después de anunciar un programa para generar energía eólica costa afuera mediante la instalación de aerogeneradores e inversiones que podrían alcanzar millones de dólares.

 

Mapa que muestra el potencial eólico marino de Colombia
Gráfico: Belen Sampietro / Diálogo Chino

“Con esta hoja de ruta, avanzaremos en la incorporación de proyectos que permitirán aprovechar el potencial de 50 GW que tiene Colombia con esta fuente de generación, que es casi tres veces la capacidad instalada (17,7 GW) que tiene actualmente todo el país”, dijo Mesa desde Estados Unidos, tras participar en la Cumbre de las Américas, que se celebró en la ciudad de Los Ángeles en junio,

Analizó que “este tipo de tecnología es mucho menos invasiva y no genera gases de efecto invernadero, un gran avance desde el punto de vista de la neutralidad de carbono.

«En materia económica, estos proyectos requieren inversiones de capital muy significativas, por ejemplo, proyectos como los que ya se están estructurando en Colombia para los próximos tres o cuatro años, van a requerir inversiones de cerca de US$1.000 millones”, señaló el ministro, que considera que “esta industria será muy atractiva para el desarrollo económico de cualquier país”.

Algunas complejidades

El principal reto tecnológico de la energía eólica marina radica en su difícil instalación, ya que la construcción y su mantenimiento requiere la utilización de medios logísticos muy especializados. Existen diferentes estructuras eólicas marinas, entre las que se destacan los aerogeneradores marinos con cimentación fija y los aerogeneradores marinos sobre plataforma flotantes.

Mesa coincide en que el gran desafío se encuentra en la infraestructura logística y portuaria, por las “torres turbinas eólicas que pueden tener una altura de más de 200 metros y que requieren un ensamblaje complejo”.

Por su parte, Ingrid Pacheco, identifica que la regulación puede afectar el progreso de esta industria.

“Generalmente, para instalar un parque eólico marino es necesario contar con aprobaciones exhaustivas tras realizar estudios durante los años previos que incluyen, entre otros, la compatibilidad de la estructura con la navegación, la fauna marina, las rutas de migración, la dinámica de transporte, etc.”, señala la experta brasileña.

Sumado a ello, Carlota Molina añadió otras preocupaciones. “No todos los elementos del proyecto se producirán localmente; algunos deberán importarse. La distancia de los países con proveedores establecidos, como las góndolas de turbinas eólicas del norte de Europa, presentará desafíos logísticos y de transporte».

«La gran necesidad de capital requerirá la participación de financieras locales e internacionales, por lo que será necesario gestionar o mitigar los riesgos comerciales para atraer inversores y minimizar el costo del capital”, añade.

¿Una bocanada de aire fresco?

Los especialistas eólicos marinos consultados coinciden en que los costos se están volviendo más competitivos, al tiempo que la disponibilidad de sitios en tierra disminuye. Por ello,  la industria será próspera en América Latina si va de la mano de la creación de un entorno atractivo para la financiación y del desarrollo de políticas eólicas marinas.

“El papel de los gobiernos es fundamental para lograr un marco normativo y tributario que sea conducente a las inversiones, trabajando articuladamente con diferentes entidades», afirmó el ministro de Energía colombiano.

Precisó que «en Colombia trabajamos con la autoridad ambiental, con la dirección marítima que hace parte de nuestra Armada, con el Ministerio de Transporte e Infraestructura, con el Ministerio de Ambiente y con el Ministerio de Comercio”.

El papel de los gobiernos es fundamental para lograr un marco normativo y tributario que sea conducente a las inversiones.

Molina se empeña en señalar el valor añadido que la energía eólica marina puede aportar a las economías locales.

“Se pueden crear muchos puestos de trabajo locales, especialmente en la fase de operaciones y de mantenimiento, mientras que el crecimiento de una cadena de suministro puede ayudar a diversificar las industrias existentes, en particular aquellas que ya suministran petróleo y gas en alta mar”, sentenció.

Como hicieron notar los especialistas, la energía eólica marina es una industria en crecimiento a nivel mundial, y América Latina no será la excepción. Depende de cada uno de los países aprovechar todo su potencial.

Este artículo se publicó originalmente en la plataforma informativa Diálogo Chino.

RV: EG

Continue Reading

Justicia pendiente

La bandera rojinegra ondea en Telmex

Published

on

By

Luego de casi cuatro décadas, vuelve a estallar una huelga en Teléfonos de México, ahora propiedad del hombre más rico de México, Carlos Slim. Los trabajadores acusan la violación al contrato colectivo de trabajo y piden la creación de nuevas plazas. La empresa dice que su servicio automatizado garantiza la atención a sus usuarios

Por Kau Sirenio
Fotos: Alexis Rojas

CIUDAD DE MÉXICO.- El brazo izquierdo empuñó hacia el cielo, luego vinieron las consignas que se extendieron por la avenida Parque Vía: “¡Sindicatos unidos jamás serán vencidos!”, mientras que mujeres y hombres amarran las banderas rojinegra en la rejas de las puertas que rodean el complejo de la telecomunicación. Es el estallido de la huelga del Sindicato de Telefonistas de la República Mexicana (STRM).

El emporio de telecomunicación propiedad de Carlos Slim enfrenta su primera huelga desde que el magnate mexicano obtuvo la concesión de Teléfonos de México, gracias a una maniobra legal que dispuso el expresidente de México, Carlos Salinas de Gortari.

Este jueves, un minuto antes del mediodía, las trabajadoras y trabajadores de Telmex empezaron a contar hasta que marcó las 12 del día. Desde la calle se escuchó un grito agudo pero ensordecedor: “Digan una H, una U, una E, una L, una G, unaaa A. ¡Cómo dice?”.  “¡Huelga! ,¡huelga!, ¡huelga!, ¡huelga!”, contestan al unísono los sindicalistas frente a las oficinas centrales de Telmex.

La última huelga que se recuerda en Teléfono de México (Telmex) fue en 1985, de ahí no ha habido otro movimiento de telefonistas. Así que esta huelga sale al exterior con dos miradas. La vieja guardia y los jóvenes sindicalistas.

“Se siente la adrenalina cuando colocas tu bandera de lucha, imagínate, en mi experiencia sindical es el primer movimiento obrero que me toca vivir”, suelta el secretario de prensa y propaganda de STRM, Cristian Israel Quiñones.

Después de que colocaron la bandera rojinegra, vino el mitin, allí, los sindicalistas denunciaron a la empresa telefónica de violar la cláusula 149 del contrato colectivo de trabajo en el que establece la creación de mil 942 nuevas plazas.

Otro de los acuerdos pactados en junio cuando se emplazó a huelga fue la revisión del contrato colectivo, en el que ambas partes establecieron el incremento del 4.5 por ciento al salario de los trabajadores en activos y jubilados. Mientras que el sindicato propuso un aumento de 7.5 por ciento y 3 por ciento en prestaciones.

La huelga en Telmex se extiende en 190 secciones. Solo en el norte de Sonora y Baja California el STRM no tienen representaciones, porque la empresa tiene otra denominación: Teléfonos del Norte (Telnor).

Mientras Cristian conversa con el medio, los trabajadores se organizan en grupos de diez sindicalistas para montar guardia en las cinco puertas del complejo. Otro grupo resguarda un edificio más de Telmex por la calle Río Amoy.

“Son varios edificios que conforman las oficinas de Telmex”, comparte Cristian Israel.

De otro lado de la calle Parque Vía, se escuchan las consignas que alientas a los sindicalistas de STRM. Tomaron el control de las instalaciones de Telmex para presionar a la parte patronal para que se sienten a la mesa de trabajo con el fin de avanzar la negociación del pliego petitorio.

Como si en las redes sociales se resolviera la demanda de los telefonistas, empresarios y políticos emitieron sus comunicados y opinión en relación a la huelga que estalló en Teléfono de México.

La primera que se pronunció fue la titular de la Secretaría de Trabajo y Previsión Social (STPS), Luisa Alcalde:

“Desde la @STPS_mx informamos que en relación a la huelga en Telmex, se mantiene una mesa de diálogo. El Sindicato de Telefonistas y la Empresa, con la mediación de la #STPS, están trabajando en un acuerdo. Confiamos en que se llegará a una solución en las próximas horas”.

Seis horas más tarde la funcionaria confió que trabajadores y empresa logren un acuerdo este viernes.

Telmex garantiza servicio

Luego vino el mensaje por esa misma vía para decir que sus servicios están garantizados.

Más tarde, la empresa emitió un comunicado; argumenta que no se logró un acuerdo que garantice su viabilidad financiera y dijo que continúan las negociaciones.

Reiteró que los usuarios contarán con el servicio.

“TELMEX garantiza la calidad y continuidad de todos sus servicios de telecomunicaciones gracias a su tecnología de última generación, que le permite contar con una red que opera de manera autónoma”.

Solidaridad sindical

Otros sindicatos aliados de STRM, como el STUNAM y el de SUTNotimex, llegaron a Parque Vía para expresar su solidaridad con los telefonistas. Desde el aparato de sonido se comprometieron con los trabajadores de Telmex a acompañarlos para alcanzar la firma del nuevo contrato colectivo.

Sellan con bandera rojinegra la entrada principal de Telmex.

Cristian dice que de las 190 secciones de STRM las conforman 60 mil trabajadores y alrededor de dos mil jubilados.

“Estamos todos en una sola causa, aquí no están los charros, ni los esquiroles. No te puedo negar que hay disidencia, si los hay, pero llegaron aquí con la misma bandera de lucha que es la dignidad de los trabajadores”.

El secretario de Prensa y propaganda de STRM dice que una de las demandas principales de los sindicalistas viene  desde hace años, cuando los directivos y accionistas de Telmex planearon una estrategia para deshacerse de la empresa para consolidar a América Móvil. “Hace tiempo que no se invierte para modernizar la infraestructura de la red de telefonía, como consecuencia genera pérdida en el mercado”.

Así se ondeo la bandera rojinegra en las oficinas centrales de una de las empresas del hombre más rico de México.

***

Fuente: piedepagina.mx

Continue Reading

México de conciencia

Basiliza Montaño y otros activistas de Coyomeapan celebran la libertad con organizaciones de DDHH

Published

on

By

Las Organizaciones de Derechos Humanos Red Solidaria Década Contra la Impunidad A.C. (RSDCIAC), y Coordinadora Nacional Plan de Ayala (CNPA), celebran la liberación de indígenas defensores de derechos humanos Basilisa Montaño Gutiérrez, Osvaldo Carrera Alfonso y Eruviel Aguilar Gómez.

Por Guadalupe Lizárraga

En torno a las 11 de la mañana, ayer 20 julio, salieron en libertad bajo proceso,  la defensora indígena de derechos humanos Basilisa Montaño Gutiérrez y los activistas indígenas Osvaldo Carrera Alfonso y Eruviel Aguilar Gómez, del Centro de Reinserción Social Regional en Tehuacán, Puebla, quienes por defender su tierra y territorio y sus derechos políticos tras la pasada elección de 2021 en Coyomeapan, fueron privados de libertad con delitos fabricados.

La organización Red Solidaria Década contra la Impunidad, AC, y Coordinadora Nacional Plan de Ayala, que ha llevado la defensa ante las Naciones Unidas, a través de Grupo de Trabajo de Detenciones Arbitrarias, fue quien acompañó a Basiliza Montaño, y lamentó que el activista indígena Gonzalo Martínez Herrera, siga en el CERESO, acusado falsamente de homicidio.

Ambas organizaciones manifestaron que no se puede encarcelar a las y los defensores de derechos humanos, por ejercer su derecho a la defensa de la tierra y el territorio y sus derechos políticos, por lo que expresaron su indignación por el tiempo injustamente encarcelados, como una represalia por la defensa de su autonomía de la comunidad de Coyomeapan.

Basiliza Montaño y los activistas indígenas sufrieron hostigamiento y represalias por parte de los hermanos David y Araceli Celestino Rosas, para silenciar sus denuncias sobre la imposición del esposo de Araceli, como presidente municipal de Coyomeapan, Rodolfo García; y con la tolerancia del gobernador Luis Miguel Gerónimo Barbosa Huerta, los Celestino Rosas coordinaron una serie de agresiones de terror, como la detonación de explosivos y ataques con armas de fuegos, contra la población de Coyomeapan, la cual se mantiene pacíficamente en resistencia.

Los defensores litigantes, encabezados por la abogada María Magdalena López Paulino, Ericka Zamora Pardo y Blanca Vera Mendoza Ramírez, también responsables del comunicado público, enfatizaron en que el Estado mexicano debe cumplir con sus obligaciones sobre la prevención, investigación y sanción a las violaciones de derechos humanos; y que sin embargo han tenido que recurrir a instancias internacionales para hacer valer estas garantías constitucionales a los defensores indígenas.

El Estado debe de cumplir las recomendaciones de la Relatora Especial sobre la situación de los defensores de derechos humanos; Grupo de Trabajo  sobre la Detención Arbitraria; Relator Especial sobre los derechos a la libertad de reunión pacífica y de asociación y Relator Especial sobre los derechos de los pueblos indígenas, y proteger los derechos de Basilisa Montaño Gutiérrez, Osvaldo Carrera Alfonso, Eruviel Aguilar Gómez y Gonzalo Martínez Herrera, e investigar, procesar  e imponer las sanciones adecuadas a cualquier persona responsable de dichas violaciones, así como las medidas de no repetición.

Así mismo, La Organización de Derechos Humanos Red Solidaria Década Contra la Impunidad A.C. (RSDCIAC), y Coordinadora Nacional Plan de Ayala (CNPA), representantes de la defensora indígena de derechos humanos Basilisa Montaño Gutiérrez, ante los Relatores subrayaron que no se puede detener la labor de los defensores y se exige un alto a la represión política contra los habitantes de Coyomeapan.

Continue Reading

Trending

A %d blogueros les gusta esto: