Connect with us

Las armas del Periodismo: Wikileaks y el costo de desnudar el poder

Julian Assange ha develado la cara oculta de los gobiernos, a través de su periodismo en Wikileaks y su caso es lo que implica enfrentarse al poder internacional.

Avatar

Published

on

Por Joseph Casañas – @joseph_casanas

NUEVA YORK.- Según el relator de la ONU sobre Tortura, Nils Melzen, Julian Assange tiene “todos los síntomas típicos de la exposición prolongada a la tortura psicológica, incluido el estrés extremo, la ansiedad crónica y el trauma psicológico intenso”. De eso acusa a Estados Unidos, el Reino Unido y Suecia.

Y entonces a Julian Assange, la frase del periodista y escritor argentino Rodolfo Walsh le sirvió de excusa, de motivación, de pretexto, de guía. “El periodismo es libre o es una farsa”, dijo el militante de los Montoneros. Sus convicciones también le sirvieron de excusa a la dictadura cívico-militar de Argentina. El periodista fue desaparecido en marzo de 1977.  

Pero es que dicen que hay hombres y mujeres que son inmortales. Walsh es uno de ellos. Sus restos siguen sin aparecer, pero sus frases siguen sacudiendo conciencias, entre ellas la del fundador de Wikileaks.

“Wikileaks es un servicio público internacional; nos especializamos en permitir a periodistas o informantes que han sido censurados a presentar sus materiales al público”, dijo el activista australiano en 2017. Para la fecha, la plataforma que creó en 2006 ya había revelado cientos de documentos confidenciales sobre las actividades del Ejército estadounidense en Irak y Afganistán. Por primera vez en varias décadas, al menos de forma oficial, la cara del Tío Sam quedaba expuesta. Assange había logrado dejar al descubierto el rostro más delirante de la diplomacia estadounidense. Han pasado 14 años desde que Assange decidió iniciar la batalla. Su batalla. Esa cruzada la libró con un mecanismo que él mismo bautizó. “Periodismo científico”, dijo que se llamaba lo que hacía. 

Del especial, las armas del periodismo, lea también: Operación Masacre

En el libro Julian Assange: periodismo científico, conspiración y ética hacker, David Villena Saldaña dice: “No basta con lo que en teoría es un equilibrio de poderes, se requiere, sobre todo, de ciudadanos críticos y bien informados. El poder es propenso a corromperse y no hay otro modo de evitarlo que la fiscalización continua de parte de los periodistas. Si hay libertad de prensa, ésta y no otra es su justificación. Un mercado perfecto, por otro lado, requiere de información perfecta. Así, la acción política y la acción económica deben ser consecuencia de decisiones convenientemente informadas”.

Ésa fue la motivación de un australiano flaco, de cabello blanco y mirada fría: que los ciudadanos descubrieran la cara oculta de los gobiernos para, en teoría, tomar mejores decisiones. “Este periodismo es científico porque procede del mismo modo que las revistas especializadas en difundir trabajos de investigación científica, como Science o Nature, por ejemplo. Una de las virtudes de la ciencia es su transparencia. La ciencia es pública. Coloca a nuestro alcance el caudal de evidencia y datos a partir de los cuales elabora sus explicaciones y construye sus teorías. En este contexto no hay información secreta”, dice Villena.

En 2011, Assange era uno de los personajes más prestigiosos del mundo. La revista Time lo incluyó en el listado de las cien personas más influyentes del globo. Le Monde, Time y The Nation lo nombraron como el personaje del año, Amnistía Internacional lo galardonó por dejar al descubierto las ejecuciones extrajudiciales en Kenia y el parlamentario noruego Snorre Valen lo candidatizó para el Nobel de Paz. Assange se convirtió —tal vez sin quererlo— en algo más que un periodista. Se consolidó más bien como un rockstar con poder. Con mucho poder. Wikileaks amenazó con desestabilizar no solo a los gobiernos de los países más poderosos; las naciones del tercer mundo también tenían su espacio. En ese contexto, Fidel Cano, director de El Espectador, habló con él. Assange quería que este medio fuera el encargado de publicar los documentos confidenciales que habían sido obtenidos por Wikileaks. En la crónica “Encuentro con Julian Assange”, Cano se refirió a la forma como se concretó la cita con el activista. Todo en torno al australiano tiene visos de extrema confidencialidad y misterio. Los pocos periodistas de América que han podido hablar con él cuentan, entre otras cosas, que el equipo de Wikileaks tomó medidas muy rigurosas para compartir la información. Un chat encriptado era la única forma de comunicación.

Si desea consultar más, sobre el especial “Las armas del periodismo”, lea: Watergate

El Espectador se compromete a no compartir con nadie la información y a trabajarla con personal de máxima confianza, en un computador que no tenga conexión a internet y que quede bajo llave cuando no se esté trabajando en él. Cualquier información que utilicemos debe ser alimentada en la página de Wikileaks”, contó este diario sobre el convenio con Assange.

Ocho años después de ese encuentro y ya con la noticia más fría y sopesada, Fidel Cano cuenta que la expectativa fue mayor a lo que realmente se encontró. “Los cables de Colombia tuvieron mucha chismografía, pero pocas cosas determinantes. Se supo lo que hablaban algunas personas con la Embajada de Estados Unidos y detalles de poca profundidad. Algo como para tumbar un presidente o algo por el estilo no se encontró. La información fue muy valiosa para dar contexto a mucha información estridente que empezó a circular”.

Para entonces, The New York Times y The Guardian publicaron perfiles que describían a Assange como un neurótico autoritario con delirios de persecución. Dicha publicación aumentó la desconfianza del australiano hacia los medios y los periodistas.

Julian Assange es en sí mismo la muestra de lo que implica enfrentarse al poder. Según el relator de la ONU sobre Tortura, Nils Melzen, el australiano tiene “todos los síntomas típicos de la exposición prolongada a la tortura psicológica, incluido el estrés extremo, la ansiedad crónica y el trauma psicológico intenso”. De eso acusa a Estados Unidos, el Reino Unido y Suecia.

 

Ilustración: Daniela Vargas

Fuente original: El Espectador

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Con voz propia

Las coincidencias de dos casos en paralelo en las manos del fiscal de México: Isabel Miranda y el General Cienfuegos

Avatar

Published

on

Guadalupe Lizárraga

La Fiscalía General de la República, bajo la administración de Alejandro Gertz Manero, ha llevado los casos judiciales del general Salvador Cienfuegos, acusado por la DEA en Estados Unidos de narcotráfico en octubre de 2020, y el de Isabel Miranda Torres, señalada por la investigación periodística El falso caso Wallace, desde diciembre de 2018.

Dos casos en paralelo en las manos del fiscal, que presentan ciertas coincidencias.

  1. Con el proceso de Cienfuegos, el fiscal se sintió “linchado” por la prensa, mientras que con el de Isabel Miranda ni asomó la cabeza. En ambos, la FGR determinó el no ejercicio de la acción penal. La supuesta investigación judicial sobre el General duró dos meses. La de Miranda, dos años.
  2. En el primero, la DEA entregó parte de conversaciones que involucraban al General con el narcotraficante H2, del Cártel de los Beltrán Leyva, en un seguimiento de hace diez años; con la segunda le entregué una investigación que me ha llevado seis años de mi vida bajo riesgo, y una serie de hallazgos.
  3. Por una parte, en el caso Wallace, estos hallazgos revelaban que las personas privadas de su libertad eran inocentes; y por otra, las relaciones de Miranda y su hijo con el mismo cártel. En ningún de los dos casos, hubo un seguimiento riguroso a manera de investigación por parte de la FGR.
  4. Dos hechos relevantes a mi mirada: En febrero de 2017, el general Dauahare, asesor de Cienfuegos, visitó el Reclusorio Oriente para visitar a un miembro del Cártel de los Beltrán, en el dormitorio VIP, testigos de por medio. A la semana extraditaron al interno, y ejecutan en Nayarit al H2.El otro suceso, ocurrió en julio de 2019, cuando informé al fiscal Gertz Manero que el narcotraficante Héctor Huerta Ríos, alias “La Burra”, líder de una facción del mismo cártel, había confesado en su celda que él personalmente había asesinado a Hugo Alberto Wallace Miranda.
  1. Esto habría pasado tiempo después de que Hugo Wallace se negara a entregar cargamento de droga al mismo cártel, con el que se relacionaba en términos de tráfico y consumo. El día que yo hablé con Gertz fue el 4 julio 2019, por las 2 pm. Seis horas más tarde, Huerta Ríos era acribillado.
  1. Al día siguiente, a las 7hrs, me enviaron fotos a mi celular de Huerta acribillado en su auto. Fue cuando decidí regresar a California ese mismo día sin concluir mi trabajo en CDMX.
  1. Ahora, el Gral. Dauahare está en la Segob, el narcotraficante que podía aclarar lo de la supuesta muerte de Hugo Wallace está muerto, y Cienfuegos y Miranda, protegidos por la fiscalía. Todos con vínculos al mismo cártel.
  1. De acuerdo con el testimonio del narcotraficante Huerta Ríos, el cuerpo de Hugo Wallace habría sido enterrado en Nayarit. Y quien habría operado como intermediario del cártel de los Beltrán Leyva para que se lo entregaran a Isabel Miranda era el exfiscal Edgar Veytia, alias “El Diablo”.
  1. El exfiscal Veytia, actualmente en prisión estadounidense por narcotráfico, mantenía una relación muy cercana con Isabel Miranda, quien lo reconoció públicamente cuando estaba en funciones por su supuesta eficiencia en la disminución del secuestro en Nayarit.
  1. En entrevista para Aristegui, el fiscal Gertz Manero dijo con respecto a Cienfuegos, “que argumenten lo que les dé la gana, es una primera acción del proceso y es absolutamente combatible”. Refiriéndose a que podía ser impugnado.
  1. Lo que no dijo el fiscal es que el lapso de impugnación es de 10 días, si no dan por cerrado el caso. Con Miranda lo hice, pero entre Navidad y la pandemia, el proceso está detenido, igual que los amparos de las víctimas en busca de que se hagan valer sus derechos, mientras siguen sufriendo el maltrato, amenazas y extorsiones de los directores de penales.
  1. También señaló el fiscal que deben de impugnar con pruebas legales. De las pruebas de Isabel Miranda ninguna era legal, todas fueron fabricadas. En mayo de 2019, Gertz habló delante de mí con el padre biológico de Hugo, y yo le entregué el peritaje original de ADN femenino coincidente con José Enrique Wallace Díaz.
  2. También entregué los videos y documentos apócrifos que me presentaron agentes de la SEIDO cuando me quisieron secuestrar en noviembre 2016 y febrero 2018, bajo órdenes de Miranda por difundir una versión del caso “diferente a la oficial”.
  3. De la recopilación de evidencias por la DEA sobre Cienfuegos, entre otros diez generales, la FGR determinó que no había responsabilidad del General. De Miranda se determinó lo mismo. Lo curioso son las aparentes coincidencias: torturadores, con vínculos al mismo cártel.
  4. Gertz dijo que recurriría a instancias internacionales para que analicen la legitimidad, juridicidad, y el respeto a los derechos humanos con el caso de Cienfuegos, porque se cree que la fiscalía actuó de manera parcial. Y ese linchamiento no lo va a permitir, así lo advirtió.
  5. Sin embargo, en el caso de las víctimas de Isabel Miranda, Gertz no reparó en los factores que hoy menciona, mucho menos en la legalidad de las pruebas. Ni aludió a La Haya ni a CIDH, pese a 8 personas sobrevivientes de tortura, violencia sexual y encarcelamiento injusto.
  6. Concluye Gertz: “Todos somos inocentes hasta que se nos demuestre que somos culpables”. Frase elocuente, cuando las víctimas de Miranda no han tenido la misma suerte que el general Cienfuegos, traducido en un debido proceso y en el respeto a sus garantías constitucionales.
Continue Reading

Estados Unidos

OMS celebra permanencia de EUA tras salida de Trump

Ignacio García

Published

on

Por Ignacio García

La Organización Mundial de la Salud (OMS) celebró que Estados Unidos permanezca en el organismo con la llegada de Joe Biden a la presidencia de esa nación, luego de que el expresidente Donald Trump anunció la salida de ese país.

El director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, destacó el regreso de Estados Unidos al organismo internacional, por lo que consideró que se trata de un día positivo para la organización y para la salud mundial.

De acuerdo con el responsable de la OMS, el regreso de la Unión Americana al organismo internacional y su incorporación al programa Covax para la distribución de vacunas representa que el mundo estará mejor equipado en la lucha contra la pandemia de Covid-19.

Agregó que Estados Unidos tiene un papel crucial en la lucha contra la pandemia, por lo que su reincorporación a la OMS representa una noticia positiva que permitirá generar estrategias afines al control y erradicación de esta problemática global que continúa al alza en el planeta.

El gobierno de Biden envió una carta a la OMS para manifestar su interés en colaborar de forma conjunta en el combate a la pandemia de Covid-19, por lo que destacó que trabajarán para mejorar los programas de vacunación y distribución en el planeta.

En agosto pasado Donald Trump anunció la salida de Estados Unidos de la OMS, luego de acusar que supuestamente el país era el principal financiador del organismo y había ocultado información en torno a la pandemia de Covid-19, sin embargo, en el primer día de la presidencia de Biden se revirtieron 17 decisiones de la anterior administración, entre ellas el regreso al Acuerdo de París, el freno a la construcción del muro y la reincorporación a la OMS.

Continue Reading

Principal I

Fernández Noroña cometió violencia de género, determina TEPJF

Ignacio García

Published

on

Por Ignacio García

La Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) determinó que el diputado federal del Partido del Trabajo (PT), Gerardo Fernández Noroña, incurrió en violencia política de género contra la legisladora federal del Partido Acción Nacional (PAN), Adriana Dávila, por lo que ordenó que le ofrezca una disculpa pública.

La máxima autoridad electoral del país determinó que el legislador petista incurrió en violencia política de género contra la legisladora panista al realizar declaraciones ofensivas en un acto público en el Patio Vitral del Congreso de Tlaxcala en 2019, por lo que deberá ofrecerle una disculpa pública.

En primera instancia el Instituto Nacional Electoral (INE) determinó que el legislador petista incurrió en agresiones política contra Adriana Dávila, por lo que dio vista a la Cámara de Diputados federal para que aplique una sanción correspondiente contra Fernández Noroña.

El TEPJF determinó que el legislador del partido de la estrella tome cursos en línea sobre perspectiva de género para que no vuelva a cometer otras agresiones, por lo que en caso de que incumpla con estas medidas el organismo electoral tomará medidas de apremio como inscribirlo en el Registro de Infractores de Violencia Política contra las mujeres.

Los magistrados del tribunal federal señalaron que no pueden permitir la violencia política de género contra ninguna mujer y por ello aplicaron esa sentencia contra Fernández Noroña, a quien el INE ordenó que ofreciera la disculpa pública, pero se negó a hacerlo.

Según el legislador federal, el INE se “cree la Santa Inquisición”, ya que supuestamente están violando el artículo 61 constitucional, aunque en el evento público en cuestión, aseguró que Dávila estaba relacionada en el delito de trata de personas en Tlaxcala y que era “una bocona”, por lo que la fracción panista interpuso la denuncia en contra de Fernández Noroña.

Continue Reading

Trending