Connect with us

Mexico Violento

La pelea por diputaciones y senadurías revela corrupción y despilfarros en México

Precandidatos de todos los partidos pelean por aparecer en la boleta electoral

Avatar

Published

on

Por Juan Manuel Coronel / Luces del Siglo*

CANCUN, QR, México.- El escenario está montado, los actores están decididos y los desencuentros políticos son el principal elemento de la trama previo a las elecciones federales de 2012. Será del 15 al 22 de marzo cuando los candidatos electos para competir por las diputaciones y senadurías puedan tener su registro oficial frente al Instituto Federal Electoral (IFE), hasta ese momento, el vaivén de la lucha será entre imposiciones en el PRI, luchas intestinas en la alianza de las Izquierdas y las pugnas de los blanquiazules.

ciudadtijuana.info

PRD, golpes bajos entre compañeros

Los perredistas de todo el país se reencontraron durante la instalación del Consejo Nacional que sesionó durante tres días. Para no romper la tradición de desencuentros entre los intereses de corrientes internas, sólo llegaron a la resolución de 130 aspirantes a diputaciones y senadurías para el proceso electoral 2012. Después se declaró en sesión permanente para volver a reunirse el 3 y el 4 de marzo cuando se dará carpetazo final a las 170 candidaturas pendientes.

A las cuatro de la madrugada, los integrantes del Consejo dieron luz verde a la lista de candidatos y quedó pendiente compaginarlo con el Partido del Trabajo y Movimiento Ciudadano, para tener un panorama concreto de cómo se repartirán los distritos en la alianza, quienes también se reservaron para nominar aspirantes a 10 senadurías y 45 distritos.

El abanderado para encabezar la primera fórmula al Senado de la República por el estado de Quintana Roo es Gregorio Sánchez, esa fue la palabra final del Consejo Nacional. Sin embargo, esto es sólo el comienzo de la nueva etapa de la lucha intestina por el control del partido entre el ahora candidato a la senaduría y el presidente municipal de Benito Juárez, Julián Ricalde.

Gregorio Sánchez obtuvo en el Consejo Nacional los votos de su corriente, Nueva Izquierda (NI) y de Izquierda Democrática Nacional (IDN). Incluso, la misma corriente de Julián Ricalde, Alternativa Democrática Nacional (ADN), liderada por el senador Héctor Bautista, votó por Gregorio Sánchez.

Julián Ricalde no sólo vio truncadas sus aspiraciones de “bajarlo” de la senaduría, ahora también tiene a su contrincante guerrerense en una posición de privilegio que le posibilita para volver a competir por la gubernatura estatal.

De poco le sirvió ofrecerles puestos en el Ayuntamiento a los precandidatos de su partido a la senaduría para que le ayudaran a derribar las aspiraciones de Gregorio Sánchez. Tampoco sirvió el posicionamiento público que hizo el Consejo Estatal a favor de Luz María Beristáin para que fuese la elegida como candidata oficial a la máxima tribuna legislativa.

De hecho, a nivel nacional la única expresión que apoyó a Luz María Beristáin fue Foro Nuevo Sol, por la liga con la familia Ramos, que siempre va para donde sopla el viento oficialista.

Ante el fracaso de sus estrategias, Ricalde Magaña ha elegido entablar alianza con el gobierno del estado y pelear contra sus correligionarios. Así lo marca su acercamiento con el PRI en el estado, pues serán ellos quienes revisen sus cuentas de gobierno al final de su administración.

Julián Ricalde aseguró que lo ocurrido en el cónclave perredista “es un revés” para quienes pretenden que este partido se consolide haciendo gobiernos serios. El edil exige que se debe castigar electoralmente a quienes encabezaron “gobiernos despilfarradores”.

“No es un asunto personal, es un asunto de gobierno y sigo diciendo que nos expliquen a los cancunenses cómo reciben una deuda histórica de 540 millones de pesos y en tres años la tienen en mil 400 millones de pesos, ése es el único asunto”, declaró a la prensa local.

Con más mesura de ocasiones anteriores, el ex secretario de Servicios y Obras Públicas en la pasada administración, pidió que el Movimiento Progresista reconsidere la postulación a senador de Gregorio, “Greg”, Sánchez. Argumentó que el mismo Ricardo Monreal, coordinador de campaña de Andrés Manuel López Obrador, pide que no se vincule al ex edil con el candidato a la Presidencia para no perjudicar la campaña.

Para sorpresa del edil, el diputado del PT, Gerardo Noroña, no tardó en responder y señaló que si Julián tiene acusaciones contra su correligionario, debió de haber acudido a la dirección nacional del partido para presentar las pruebas. En entrevistas para la radio del gobierno estatal, Enfoque Radio, el perredista aseguró que cada vez que Gregorio quiere ser candidato reviven acusaciones en su contra, por lo cual llamó a la unidad.

“Somos la expresión más grande de Quintana Roo, obviamente tenemos que ser escuchados y nuestra opinión, no más”, declaró altivo Julián Ricalde.

Pese al enfrentamiento, ADN alcanzó a colocar a Graciela Saldaña, ex directora de Ecología del Ayuntamiento de Benito Juárez, para una diputación en el distrito III.

Aun así, la candidata del edil puede ser impugnada. Hugo González Reyes dirigente de IDN en Quintana Roo, refirió que las demás corrientes están faltando a los acuerdos de las encuestas. De los 300 distritos electorales en juego, se había determinado que 77 serían con encuesta a encuesta. De esos 77, IDN ganó 37.

Un caso es el de Lenin Zenteno, quien ganó en las encuestas realizadas a principios de mes para el distrito III. Sin embargo, se impuso la designación de Graciela Saldaña, ante lo cual se buscará revertir este resultado cuando se vuelvan a reunir en marzo.

El órgano máximo de decisión en el sol azteca se declaró en receso hasta el 3 de marzo para que se avalen la totalidad de las 300 candidaturas a la Cámara de Diputados, las 32 fórmulas al Senado y las listas con los nombres de plurinominales, las cuales ya tendrán que estar consensuadas con el Partido del Trabajo y Movimiento Ciudadano.

elinformador.com.,mx

PAN, las nominaciones desde arriba

El Partido Acción Nacional decidió bajar sus revoluciones en la lucha por la candidatura de mayoría relativa al Senado ante las escasas posibilidades de refrendar un triunfo por la densidad de su votación en el estado. Después de que el panismo dejó sin definir su fórmula en Quintana Roo, como en 13 estados de la República más, se resolvió en el Consejo Ejecutivo Nacional que Mercedes Hernández, la delegada de la Secretaría de Desarrollo Social (SEDESOL) en el estado, sería la abanderada.

Mientras el blanquiazul a nivel nacional nutre sus candidaturas a la senaduría con ex gobernadores como Ruffo Appel y Diódoro Carrasco, la delegada de SEDESOL, quien había resistido la candidatura al principio de la campaña, aceptó el reto y anunció que dejará el cargo el 15 de marzo y su subalterno, Ernesto Pavón, la sustituirá. Mercedes Hernández Rojas y de Rafael Von Raesfeld Porras, ex diputado local de Puebla, serán candidatos a senadores en primera y segunda fórmula, respectivamente.

Donde el panismo tiene muchas más posibilidades de dar batalla en las urnas es con la candidatura de Marybel Villegas, quien fue electa la semana pasada para competir por la diputación federal de mayoría relativa del distrito III. Pese a la victoria de más de 100 puntos sobre su contrincante, Cuauhtémoc Ponce, su correligionario busca volver a bajarla de la candidatura.

Ponce primero declinó a favor de Alicia Ricalde en la elección a diputado plurinominal y después presentó la tercera impugnación en contra de la candidata ante la Comisión Estatal Electoral por rebasar presuntamente los topes de su precampaña.

La disputa en el PAN que ha trascendido ha sido la de la ex presidenta municipal, Alicia Ricalde y el presidente del blanquiazul, Sergio Bolio, quienes se acusan mutuamente de querer secuestrar el partido y han utilizado esta primera pugna por las candidaturas para mostrar su poder electoral.

José Hadad Estéfano, aliado incondicional de Sergio Bolio, intentó entrar en una candidatura a como diese lugar, apuntándose por la vía plurinominal y de mayoría relativa; en ambas fue derrotado. Mientras, Alicia Ricalde, ganó la candidatura a la diputación plurinominal, la cual es un puesto seguro para la isleña, que podrá alcanzar fácilmente en la lista de los 40 candidatos distritales.

El presidente local del PAN, Eduardo Martínez, calificó el proceso interno como positivo, pero acusó que existieron presiones presión para ejercer el voto por parte del gobierno del estado, quien se inmiscuyó en la campaña con una publicación en un diario local que aseguraba que José Hadad había renunciado a su candidatura. Esta publicación será evaluada y se actuará legalmente, refiere el dirigente.

Aunque aún falta el aval del CEN del PAN, se dio a conocer a través de Twitter de Mariana Gómez del Campo, que Ernesto Cordero, ex aspirante del PAN a la Presidencia, encabezará la lista de los senadores plurinominales de ese partido, en tanto que Luisa María Calderón, ex abanderada panista al gobierno de Michoacán, ocupará el cuarto lugar, seguida por el ex secretario de Educación Pública, Alonso Lujambio.

PRI, todos por el fuero

El Partido Revolucionario Institucional designó, a través de Convención de Delegados, a sus candidatos a las diputaciones federales y a sus senadores. Ahora, los ex gobernadores priístas con antecedentes de corrupción están buscando amarrarse del fuero constitucional para evadir la justicia, algunos por la deuda en la que dejaron hundidos a sus estados, como Humberto Moreira, ex gobernador de Coahuila, y de Félix González Canto, ex gobernador de Quintana Roo; otros por actos de corrupción en sus administraciones, tal es el caso de Ulises Ruiz, de Oaxaca, sobre quien pesa el fantasma de las faltas en el tema de derechos humanos.

En Quintana Roo, la sombra de la imposición en las candidaturas sigue presente en el PRI estatal, pese a los discursos de unidad entre sus agremiados, se entrevé el desagrado de muchos priístas por el nombramiento de Laura Fernández a la diputación de mayoría.

Laura Fernández es acusada de ser cómplice de la deuda pública que dejó el ex gobernador, Félix González Canto, al aprobar los préstamos como diputada local y presidenta de la Comisión de Hacienda. Pese a que la dupla peleará en los dos frentes, el priísmo confía en que no exista un voto de castigo por parte de la ciudadanía por sus acciones como servidores públicos.

Tanto la CROC y actores políticos como Víctor Viveros y Lupita Novelo habían mostrado su animadversión hacia la ex dirigente del partido en el municipio. Ahora tendrán que aceptar su candidatura con la que se le paga a Laura Fernández todas las veces que metió las manos en la Comisión de Hacienda del Congreso para cumplir con los designios del ex mandatario.

El presidente del PRI en Benito Juárez, Mario Machuca, matiza que las rencillas en sus correligionarios son campañas de guerra sucia de otros partidos para dividir las filas priístas. Esto en respuesta a la información que se difundió en la semana sobre una encuesta que ponía a la ahora regidora Lupita Novelo muy por encima de Laura Fernández.

“La guerra sucia no comenzará al interior del partido, dentro hay mucho consenso, hay diálogo y candidatos de unidad, la guerra sucia es para dividirnos”, asegura el ex dirigente de la CROC, quien firmó la paz con Laura Fernández cuando se le ofreció la dirigencia local del tricolor.

Felipe Amaro, quien fungiera como presidente municipal en los 70´s, es una figura ahora alejada del partido, sin embargo, mantiene su vena crítica sobre las decisiones del nuevo priísmo. Asegura que las designaciones no fueron acertadas, refiriéndose a los ex dirigentes del partido en el estado.

Sobre Raymundo King asegura que el partido debió haber elegido a un personaje que representara los principios del tricolor y no sólo un político que esté buscando acrecentar su currículum para impulsar su carrera.

*Colaboración de la Revista Luces del Siglo

Continue Reading
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Justicia pendiente

Sandoval reconoce que Salvador Cienfuegos es asesor de la Sedena

Avatar

Published

on

Por Ignacio García

El titular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), Luis Crescencio Sandoval, reconoció que el ex responsable de esa dependencia federal, Salvador Cienfuegos, forma parte del equipo de asesores del Ejército mexicano.

El general dijo que las normativas del Ejército establecen que los ex titulares de la Sedena forman parte del equipo de asesores del secretario en turno, sin embargo, aseguró que Cienfuegos no es tomado en cuenta por la actual administración federal.

De acuerdo con Sandoval, únicamente cuando el secretario en turno desee consultar algún tema o situación en particular con los ex secretarios es cuando son considerados, por lo que en la actualidad el equipo de asesores está conformado por tres o cuatro ex secretarios de la Defensa Nacional.

Indicó que los ex secretarios forman parte del equipo de asesores hasta que fallecen, por lo que son los únicos integrantes de la milicia, quienes después de retirarse perciben el mismo sueldo que cuando estaban en activo, por lo que es una normativa que deben respetar.

Enfatizó que en la actualidad Salvador Cienfuegos no ha sido consultado para abordar algún tema relacionado con la Sedena, por lo que se encuentra en el mismo nivel que los otros ex secretarios de la Defensa Nacional que están retirados.

Salvador Cienfuegos fue titular de la Sedena en la administración de Enrique Peña Nieto, pero el gobierno de Estados Unidos lo acusó de estar vinculado con el Cártel de los Beltrán Leyva desde la administración de Felipe Calderón, sin embargo, la Fiscalía General de la República (FGR) desistió de una orden penal en su contra al presuntamente no encontrar elementos suficientes contra el general.

Incluso el presidente Andrés Manuel López Obrador sostuvo que la Agencia Anti Drogas de Estados Unidos (DEA, por sus siglas en inglés) fabricó el caso contra Salvador Cienfuegos, quien fue detenido en la Unión Americana, pero que fue liberado tras su extradición a México.

 

 

 

Continue Reading

Principal I

Fernández Noroña cometió violencia de género, determina TEPJF

Ignacio García

Published

on

Por Ignacio García

La Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) determinó que el diputado federal del Partido del Trabajo (PT), Gerardo Fernández Noroña, incurrió en violencia política de género contra la legisladora federal del Partido Acción Nacional (PAN), Adriana Dávila, por lo que ordenó que le ofrezca una disculpa pública.

La máxima autoridad electoral del país determinó que el legislador petista incurrió en violencia política de género contra la legisladora panista al realizar declaraciones ofensivas en un acto público en el Patio Vitral del Congreso de Tlaxcala en 2019, por lo que deberá ofrecerle una disculpa pública.

En primera instancia el Instituto Nacional Electoral (INE) determinó que el legislador petista incurrió en agresiones política contra Adriana Dávila, por lo que dio vista a la Cámara de Diputados federal para que aplique una sanción correspondiente contra Fernández Noroña.

El TEPJF determinó que el legislador del partido de la estrella tome cursos en línea sobre perspectiva de género para que no vuelva a cometer otras agresiones, por lo que en caso de que incumpla con estas medidas el organismo electoral tomará medidas de apremio como inscribirlo en el Registro de Infractores de Violencia Política contra las mujeres.

Los magistrados del tribunal federal señalaron que no pueden permitir la violencia política de género contra ninguna mujer y por ello aplicaron esa sentencia contra Fernández Noroña, a quien el INE ordenó que ofreciera la disculpa pública, pero se negó a hacerlo.

Según el legislador federal, el INE se “cree la Santa Inquisición”, ya que supuestamente están violando el artículo 61 constitucional, aunque en el evento público en cuestión, aseguró que Dávila estaba relacionada en el delito de trata de personas en Tlaxcala y que era “una bocona”, por lo que la fracción panista interpuso la denuncia en contra de Fernández Noroña.

Continue Reading

Investigaciones

Las oscuridades de la familia Lebaron, entre masacres, sectas sexuales y juicios mediáticos

Avatar

Published

on

Por Guadalupe Lizárraga

Asesinatos, secuestros, extorsiones y violencia sexual han sido parte de la vida familiar de los Lebaron por décadas en el norte de México. Incluso, los asesinatos entre hermanos y sus mujeres poligámicas los ha llevado a prisión y a suicidios, en ambos lados de la frontera, desde los años setenta. Además de profesar sus cultos religiosos basados en el Libro de Mormón, algunos de sus destacados miembros participaron en la secta sexual Nxivm, dirigida por Keith Raniere en Albany, Nueva York, y por Emiliano Salinas de Gortari, en México. No obstante, desde la guerra declarada contra el narcotráfico por Felipe Calderón, la violencia de los cárteles de la droga también ha alcanzado a la familia Lebaron.

La masacre

El hecho más reciente y dramático se perpetró el 4 de noviembre de 2019, con el asesinato de tres mujeres y seis menores, más otros seis menores lesionados, cuando viajaban en dos camionetas por un camino de terracería que conduce de Bavispe, Sonora, a Chihuahua. La familia Lebaron fue interceptada por un comando armado que les encendió fuego. Al día siguiente, en la conferencia matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador, el secretario de Seguridad Pública, Alfonso Durazo, daba un reporte sobre los hechos, lanzando la hipótesis de que grupos delictivos de ambas entidades “se disputaban el control de la zona” y la familia Lebaron había sido confundida con uno de los grupos.

Enseguida, Durazo dio la palabra al reportero Luis Cardona, exjefe de prensa de la alcaldía de Ciudad Juárez, durante el gobierno de Javier Corral, quien dijo que los responsables eran “Los Salazar” (en referencia al grupo de Adán Salazar Zamorano y Jesús Alfredo Salazar Ramírez, quienes pagan condena sin sentencia desde 2011 y 2012, respectivamente, por el delito de delincuencia organizada, acusados con falsos testigos protegidos), y señaló que él había sido secuestrado en esa zona en 2012. El secretario de Estado asintió sin mayor evidencia que las palabras del reportero, por lo que el presidente López Obrador, de inmediato, paró la calumnia, tanto al reportero como a su subordinado, y posteriormente éste tuvo que disculparse frente a los medios.

Poco tiempo después, trascendió que el crimen lo había ordenado uno de los líderes de La Línea, de nombre Jesús Venzor Salas Aguayo, “El Chuyín”, y lo habían perpetrado Rodolfo González Montes “El 32”, Fredy Calles Romero “El Tolteca”, Gildardo Palomino Nieblas “El G3”, y los hermanos Ever José González Bournes “El Águila” y Víctor Noé González Bournes “El 500”, éstos últimos especialistas en el robo de minas.

Salas Aguayo había sido detenido en 2015, y sentenciado a 11 años de prisión con cargos de delitos contra la salud, portación de armas de fuego y cartuchos exclusivos del Ejército. Pero su apelación fue aceptada y se redujo su pena a ocho años, por lo que fue puesto en libertad condicional el 19 de diciembre de 2019, con un rastreador que se retiró el 6 de enero de 2020, de acuerdo con el reporte de la Fiscalía General de la República, que dijo haber perdido contacto con él. Salas Aguayo es el fugitivo número W032681616 de la Administración para el Control de Drogas (DEA), y la ficha roja en la Interpol está vigente. Sin embargo, el Diario.mx de Chihuahua, publicó los datos de sus propiedades en Villa Ahumada.

De acuerdo con la información del blog Borderland Beat sobre los narco banners que señalan a los responsables de la masacre Lebaron, en la imagen aparece:

-Jesús Salas Aguayo “El Chuyín”, líder de La Línea (Nuevo Cártel de Juárez).

-Miguel Ángel Gaxiola “El Ruso”, jefe de seguridad de “Mayo Zambada”.

-Miguel Ángel Munguía Villarreal y su hermano Ramón Munguía Villarreal “El Mon”, quienes son narcotraficantes en Hermosillo, y se hacen pasar por agricultores.

En la parte inferior del banner se encuentran los siguientes nombres y fotografías:

-Oscar Pascual de la Rocha “El Chapón”.

-Jesús Darío Murrieta Navarro “El Cara de Cochi”, sicario jefe de Rodrigo Páez Quintero.

-Rodrigo Páez Quintero, líder de “El Cartel de Caborca”.

-Víctor Noe González Bournes “El 500”, socio de su hermano “El Águila”. ambos escondidos en Moris, Chihuahua.

-Francisco Javier Espinoza Camacho “El Fino” o “Picipi”, quien es el principal operador del narcotraficante Juan Pablo Quintero Navidad en la ciudad de Guaymas y Empalme.

-Ever José González Bournes “El Águila” o “Pepe”, líder sicario de “La Línea”, acusado de participar en el asesinato de la familia “LeBaron”.

-Fredy Calles Romero “El Tolteca” también dijo ser jefe de sicarios de “La Línea” identificado como participante en el asesinato de la familia “LeBaron”.

-Felipe de Jesús Sosa Canizalez “El Yiyo”, capo de plaza en Nogales, Magdalena, Santa Ana, Cucurpe, Ures, San Pedro de la Cueva, y fue quien acusó junto a su cómplice Leonardo López el “20” o “Nayo” de haber ejecutado a Daniel Hernández, Comandante del PESP.

-Alfredo Olivas Valenzuela “Chapo Alfredo” o el “Alfa”, dirige operaciones en Obregón, Bacum y el Valle del Yaqui para Juan Pablo Quintero Navidad, es el padre del reconocido cantante de narco corridos Alfredito Olivas.

-Héctor Bernal Mercado “Chino Bitachi”, recién asesinado, era el jefe de sicarios del cartel de los hermanos “Munguía Villarreal”, operaba principalmente en la ciudad de Hermosillo, Sonora.

La violencia de La Línea, pasada por alto

El 8 de noviembre de 2019, de acuerdo con datos oficiales, en la Carretera Internacional Caborca-Sonoyta, a la altura del kilómetro 157, los hermanos González Bournes con el apoyo de Rodrigo Páez Quintero, entre otros, asaltaron un camión de valores de la empresa SVD que transportaba 47 lingotes de oro, propiedad de la minera Noche Buena, filial del consorcio Fresnillo PLC, con un valor superior a los 500 millones de pesos.

El 23 de marzo del 2020, en Caborca, según el reporte policiaco de la fiscalía estatal, las mismas personas, en caravana de diez vehículos, interceptaron a dos unidades de la empresa transportadora de valores SEPSA. Con un camión de volteo bloquearon el camino, que conduce a la mina de la carretera federal Nº 2, a la altura del ejido El Diamante, y rociaron gasolina, obligándolos a detener su marcha. En esa ocasión se apoderaron de barras de oro y plata, valorados en 180 millones de pesos.

Para el 8 de abril, lo hicieron de nuevo, ahora en Sahuaripa, en la mina Mulatos, la cual pertenece a la empresa Canadiense Álamos Gold.

Estos golpes de robos millonarios han sido vinculados al mismo grupo identificado como parte de los responsables de la masacre Lebaron, y pese a que hay detenidos, desde noviembre de 2019, según lo anunciado por el secretario de Seguridad Pública federal y el propio presidente López Obrador, el grupo delictivo sigue operando en la zona.

Los Lebaron y su conflicto con el Cártel de Juárez

Erick Preston Lebaron Ray, de 16 años, fue secuestrado el 2 de mayo de 2009, presuntamente por el Cártel de Juárez. El conflicto entre los dos bandos habría iniciado por un tráfico de cocaína vinculado a Erick. Sin embargo, a la semana fue liberado después de haber pagado el rescate.

En declaración ante el Ministerio Público, Carlos Butchereit, detenido como sospechoso de colaborar en el secuestro del joven, dijo que la familia Lebaron había pagado un rescate de 16,400 dólares por la liberación del hermano menor. La prensa local, por su parte, manejó un monto de 200 mil pesos mexicanos. Pero en el juicio de Keith Raniere, director de la secta sexual Nxivm, de quien recibían apoyo los Lebaron, se afirmó que el monto del rescate había sido por un millón de dólares. También trascendió que Jaime González-Pinón tenía órdenes de un superior del Cártel de Juárez, identificado como Óscar Carrasco Celis, de secuestrar a los Lebaron.

Dos meses después, Benjamín Lebaron Ray y su cuñado Luis Carlos Widmar Sttubs fueron secuestrados el 6 de julio de 2009. De acuerdo con los reportes de prensa, Luis y Benjamín fueron atados de pies y manos, y ejecutados horas después en un camino que va de la cabecera municipal de Galeana a Flores Magón, ubicado a 50 kilómetros de su vivienda. En el lugar de la ejecución dejaron un mensaje:

“Para los líderes de Lebaron que no creyeron y que no creen, esto pasó por los 25 que capturaron en Nicolás Bravo. Atte El Gral”.

El mensaje se refería a la denuncia de Benjamín Lebaron contra un grupo de 25 hombres vinculados al grupo delictivo La Línea, que perpetraba secuestros y ejecuciones en la región para el Cártel de Juárez, y que habían sido detenidos en un operativo del Ejército, en coordinación con las fiscalías estatal y federal.

Uno de los detenidos fue Ubaldo Iván Rohan Núñez, quien se identificó como miembro del Cártel de Juárez, confesó haber participado en el secuestro de Erick Lebaron y en los homicidios de Benjamín Lebaron y Luis Carlos Widmar.  No obstante, a los tres años de prisión, por medio de un tribunal de juicio oral obtuvo su libertad.

En sus declaraciones, Núñez destacó que vendía cocaína para el Cártel de Juárez, en el pueblo de San Buenaventura, y que él y su tío Jaime González Piñón, del mismo cártel, habían planeado los secuestros por disputas con uno de los hermanos Lebaron.

El tráfico de armas ilegales dentro de la Colonia Lebaron ha sido tolerado por los gobiernos locales de Chihuahua.

Raniere detrás del activismo de Julian Lebaron

Después de los asesinatos de Benjamín Lebaron y Luis Carlos Widmar, Julián Lebaron asumió el liderazgo del activismo en dos frentes, por una parte el del conflicto del agua en la región, y por otra el de la seguridad. Con respecto al agua, pese a que se presenta como defensor, ha sido acusado por agricultores y otros activistas de acaparar el recurso sobre todo en el Ejido Constitución, lo que ha intensificado el conflicto con otros grupos. Con respecto a la seguridad, el conflicto involucra al Cártel de Juárez y su brazo armado La Línea, pero también es un desafío abierto al hacer justicia por su propia mano.

Julian Lebaron en 2008, con Keith Raniere (el de las manos) en Albany, Nueva York. Foto: cortesía.

Durante el juicio de Keith Raniere se reveló que el apoyo que Nxivm daba a la familia Lebaron, incluía un entrenamiento para enfrentar a los cárteles con activismo político. Después de que la Corte de Distrito de Nueva York, encontrara culpable a Raniere de siete delitos, entre éstos, explotación sexual, crimen organizado y esclavitud laboral. En el memorándum de sentencia de Raniere, sus abogados destacaron en un apartado con el título “The Mexican Peace Project”, una narrativa con los testimonios de apoyo de Nxivm a los Lebaron. En el documento se destaca:

“Raniere y la comunidad NXIVM brindaron apoyo y aliento a la familia LeBaron, asegurándoles que la única forma en que la gente en México podría detener la violencia de los cárteles de la droga y las bandas armadas era a través de protestas pacíficas. Esto se debe, en parte, a que sectores del gobierno mexicano, especialmente a nivel local, fueron corrompidos por los cárteles poderosos, de modo que la gente no tenía a dónde acudir”.

Otro miembro de la familia, Wayne Lebaron narró cómo habían sido entrenados para enfrentar el crimen y dijo que Raniere había aconsejado a la familia sobre cómo abordar los secuestros en México, por lo que Benjamín formó una organización llamada Sociedad Organizada Segura (S.O.S Chihuahua):

“Keith y su equipo nos acogieron, y pasaron muchos días, mucho trabajo y esfuerzo para enseñarnos durante 4-5 semanas lo que él creía que nos ayudaría a lidiar los problemas de seguridad, en un área de de México que es superado por delincuentes, y lo hace de manera no violenta pero firme”.

Las cuatro opciones que sostenía Raniere a los Lebaron era 1) la negación de que el pueblo mexicano estaba siendo aterrorizado; 2) decía abrazar al miedo, ceder; 3) la opción de luchar de frente, pero ello atraería más violencia, les dijo, y 4) el activismo, y no pagar dinero por rescates exigidos. “Si la gente dejara de pagar el rescate, los secuestros cesarían”, señala el documento.

El periodista y escritor Juan Alberto Vázquez, de Brooklyn, Nueva York, dio cobertura completa al juicio de Keith Raniere, y es autor de Nxivm, la secta que sedujo al poder en México. En su investigación, destaca también la participación de Samantha y Julian Lebaron en la secta sexual, y refiere que la asistente fiscal Moira Kim Penza, afirmó a la prensa que Raniere creó una escuela de niñas en las que enroló a adolescentes mexicanas, “muchas de las cuales fueron reclutadas dentro de la comunidad de la familia de los Lebaron”, de Chihuahua. E incluso alude que tenían una “esclava de primera línea” que había llevado a las adolescentes a Albany, en referencia a Rosa Laura Junco, hija del empresario del Grupo Reforma.

El autor también menciona a Samantha Lebaron entre los miembros financiados bajo el esquema piramidal que hacían funcionar a Nxivm, y de haber sido una de las principales coach de la ideología Raniere.

La violencia sexual contra niñas

La periodista Lidya Cacho publicó, en febrero de 2013, el testimonio de varias mujeres de la comunidad de los Lebaron de Chihuahua, que daban cuenta del sometimiento sexual a la “doctrina del compromiso total” que consiste en derechos sexuales del patriarca sobre mujeres y niñas. Además de la poligamia, la periodista señala que el incesto es parte de las prácticas vigentes de la comunidad.

Otro de los señalamientos de Lidya Cacho, basados en las declaraciones de Alex Lebaron, siendo diputado federal por el PRI, en 2018, fue el uso de armas ilegales que poseen como comunidad, y de cómo se entrena incluso a las mujeres para que disparen contra quienes se acerquen a su territorio. Así fue como asesinaron a un militar que entró sin autorización, de acuerdo con lo admitido por el mismo exdiputado en entrevistas de medios.

El privilegio de la justicia

La familia Lebaron ha sido, de una u otra forma, privilegiada en atención por los gobiernos local y federal, en temas de justicia y seguridad por su fuerte presencia en los medios. Al día siguiente de la masacre, por ejemplo, el secretario Alfonso Durazo le ofreció toda la seguridad posible, pese a que Julián Lebaron dijo esa violencia no estaba vinculada directamente con su familia. Pero el secretario de Estado no fue así con la familia de Empalme, Sonora, que masacraron de la misma manera un mes antes, y que también se expuso en la conferencia matutina del presidente. Dos menores y dos adultos fueron calcinados dentro de su casa por miembros del CJNG para sembrar terror en Empalme y obligar a la comunidad a trabajar con ellos.

Sin embargo, Julián Lebaron ha denostado la ayuda del gobierno de López Obrador, y ha unido su liderazgo a movimientos de oposición política como el de Javier Sicilia y Gilberto de Jesús Lozano, dirigente de FRENA.

Javier Sicilia, Julián Lebaron y Gilberto Lozano, en alianza contra López Obrador.

Pese al uso de las armas ilegales, la violencia sexual contra mujeres y niñas y su influencia para que las adolescentes mormonas participaran en la secta de Nxivm, no ha habido una denuncia formal contra la familia Lebaron. No obstante, Julián, en su activismo mediático, ha pagado entrevistas en televisión para señalar falsamente a otras personas de la violencia en la que está inmersa la familia.

Mientras, los verdaderos responsables de la violencia en la comunidad mormona han sido identificados y algunos detenidos, la oscuridad sigue rondando a los Lebaron en Chihuahua.

Continue Reading

Trending