Connect with us

Estados Unidos

Joe Biden, se pronuncia por la Constitución y la democracia, al asumir la presidencia de los EEUU

Avatar

Published

on

Joe Biden asumió este miércoles la presidencia de Estados Unidos en una ceremonia sobria dirigida a reafirmar los símbolos de la maltratada democracia de Estados Unidos en contraste con los últimos cuatro años y el asalto al Capitolio de hace dos semanas. Kamala Harris se convirtió en la primera vicepresidenta de la historia del país, la primera negra y la primera india-americana en ocupar el cargo.

Por María Ramírez
eldiario.es

“Hoy celebramos el triunfo no de candidato, sino de una causa, la causa de la democracia”, dijo Biden. “La democracia es frágil… Y a estas horas, amigos, la democracia ha ganado”.

Biden pronunciaba estas palabras en la misma escalinata donde dos miércoles atrás miles de personas gritaban, rompían ventanas, ondeaban la bandera confederada y mensajes a favor de campos de concentración nazis, los líderes demócratas y republicanos. En el mismo lugar, junto a Biden y Harris, los jueces del Supremo y representantes de todas las instituciones celebraron este miércoles el traspaso pacífico de poderes con cantos de unidad, palomas de la paz y mujeres pioneras. También estaba el vicepresidente saliente, Mike Pence.

El nuevo presidente dijo que tenía puesta “toda su alma” en buscar la unidad de un país agresivamente dividido. “Sé que hablar de unidad puede sonar como una fantasía inocente estos días”, dijo. “La historia, la fe y la razón muestran el camino hacia la unidad… Tenemos que acabar con esta guerra incivil”.

Biden insistió en el valor de los hechos. “Existe la verdad y existen las mentiras, mentiras que se dicen por el poder y el provecho, y cada uno de nosotros tiene un deber como estadounidenses, como ciudadanos, como líderes, de defender la verdad y derrotar las mentiras”.

A los 78 años, Biden ha cumplido el sueño que le contaba a la madre de su novia cuando apenas era un veinteañero y ya quería ser presidente. El sueño que parecía más cerca cuando se convirtió en senador a los 29 años y que le ha costado tres carreras presidenciales a lo largo de una vida marcada por momentos muy dramáticos.

Biden juró el cargo con la mano sobre la biblia que está en su familia de inmigrantes irlandeses desde 1893. Es la misma que ha utilizado para jurar sus cargos de senador y vicepresidente.

Harris, ex senadora y ex fiscal general de California de 56 años, juró con la mano puesta en dos biblias, la de su madrina y la del primer juez afroamericano que llegó al Supremo, Thurgood Marshall. Le tomó el juramento Sonia Sotomayor, la primera latina en el alto tribunal. El marido de Harris, Doug Emhoff, es el primer “segundo caballero” de Estados Unidos.

Harris llegó al Capitolio precedida por Eugene Goodman, el policía del Capitolio que el 6 de enero despistó a los asaltantes para que no llegaran a los congresistas y consiguió evitar lo que podía haber sido una masacre.

La más sobria

La ceremonia fue la más sobria en la memoria, sin público en la explanada delante de la escalinata del Capitolio y con un grupo reducido de invitados para evitar riesgos para la salud pública por la pandemia y la seguridad reforzada por el peligro de ataque terrorista tras el asalto al Capitolio del 6 de enero.

La explanada estaba cerrada y tanto el equipo presidencial como la alcaldesa de Washington y los gobernadores de los estados vecinos Maryland y Virginia habían pedido a los ciudadanos que no se acercaran al lugar de la ceremonia. En total, había poco más de un millar de personas, una escena muy distinta por ejemplo del más de medio millón que acudió a la toma de posesión de Barack Obama en 2009. Todas las personas que estaban en el escenario se habían hecho dos test en las últimas 72 horas para comprobar que no tenían coronavirus.

En lugar de público, había un despliegue de casi 200.000 banderas de Estados Unidos, sus estados y territorios. En lugar del desfile desde el Capitolio a la Casa Blanca por la avenida de Pensilvania que se celebra desde 1873, festejos virtuales con conexiones por todo el país. Por la noche, en lugar de los bailes presidenciales, un programa de televisión presentado por Tom Hanks y con la participación de Bruce Springsteen, Lin-Manuel Miranda, el autor del musical Hamilton, y el chef José Andrés, entre otros.

Como era habitual antes del anterior presidente, la ceremonia tuvo toques simbólicos de esperanza en el futuro y respeto a la historia.

La poeta Amanda Gorman, que con 22 años es la más joven en haber recibido el máximo honor para un poeta del país, recitó “The Hill We Climb” (“la colina que subimos”). Gorman, que es afroamericana, hizo una referencia indirecta al asalto del Capitolio, donde la turba desplegó banderas confederadas y otros símbolos racistas.

“La democracia puede ser periódicamente retrasada. No puede ser permanentemente derrotada”, recitó.

El juramento a la bandera lo leyó Andrea Hall, bombera de South Fulton, en Georgia, y pionera en su ciudad.

Leo O’Donovan, cura católico, y Silvester Beaman, pastor metodista, hicieron las tradicionales plegarias. Los dos son amigos de la familia Biden. El presidente es el segundo católico en ocupar la presidencia de Estados Unidos (el primero fue John Kennedy).

Lady Gaga cantó el himno de Estados Unidos acompañada por la banda de los marines y con gran broche que representaba una paloma de la paz. Jennifer López cantó This Land is Your Land y America the Beautiful, y pronunció unas palabras en español del juramento a la bandera. El cantante country Garth Brooks entonó Amazing Grace.

Unidad bipartidista

El presidente saliente decidió no ir a la ceremonia, algo que no sucedía desde 1869 con la excepción de Richard Nixon (si bien en este último caso las circunstancias fueron distintas porque acababa de dimitir y la decisión fue de mutuo acuerdo con su vicepresidente Gerald Ford). Tampoco estuvo Jimmy Carter, que tiene 96 años y no quiso arriesgarse a viajar por la pandemia.

Pero Biden estuvo acompañado por ex presidentes de ambos partidos y sus esposas: Barack y Michelle Obama, George W. y Laura Bush, y Bill y Hillary Clinton. El grupo acompañó a Biden y a Harris a depositar una corona en la tumba al soldado desconocido en el cementerio de Arlington, a las afueras de Washington.

El recuerdo de los muertos es algo habitual en un país marcado por las guerras. Lo distinto de este año es tener que recordar a tantos muertos por una epidemia que sigue desbocada en el país.

El martes por la noche, nada más llegar a Washington para su toma de posesión, Biden acudió junto a Harris a un homenaje para las 400.000 personas muertas por coronavirus en Estados Unidos. El presidente y la vicepresidenta contemplaron en silencio junto a sus parejas la fuente junto al monumento de Lincoln, iluminada por 400 luces. “Para cerrar las heridas debemos recordar”, dijo Biden. “A veces es duro recordar. Pero así es como se cierran las heridas. Es importante hacerlo como país”.

Para Biden han sido horas muy emotivas. En las últimas horas, ha recordado a menudo a su hijo Beau, que le inspiró en su carrera política y que murió en 2015 por un cáncer cerebral a los 46 años. Beau fue fiscal general y su padre lo imaginaba a él un día como el candidato. En su despedida de Willmington, la ciudad de Delaware donde ha vivido la mayor parte de su vida, dijo, cerrando los ojos para contener las lágrimas: “Sólo tengo un lamento, que él no esté aquí. Deberíamos estar presentándole a él como el presidente”.

Estados Unidos

Norma V. Cantú, primera latina que preside la Comisión de Derechos Civiles de los Estados Unidos

Avatar

Published

on

WASHINGTON, DC.- Por votación unánime, los integrantes de la Comisión de Derechos Civiles de los Estados Unidos dieron a conocer el nombramiento de Norma V. Cantú, por parte del presidente Joseph R. Biden, para presidir la comisión, lo que marca un hito para el país al ser la primera mujer latina en ocupar la presidencia.

Cantú es catedrática de Educación y Derecho en la Universidad de Texas, en Austin, y se especializa en la Ley de Estadounidenses con Discapacidades (ADA) y las leyes de Educación. Se suma a este nuevo cargo con una distinguida trayectoria profesional, que incluye ocho años como secretaria adjunta de Educación para los Derechos Civiles durante la administración Clinton y, más recientemente, como miembro del “Equipo de Revisión de Agencias” para la educación de la transición Biden-Harris.

Los cargos de presidente y comisionados de la Comisión de Derechos Civiles de los Estados Unidos duran un periodo de seis años.
La Comisión ofrece su más sincera gratitud a la expresidenta Catherine E. Lhamon por sus cuatro años de infatigable servicio en la Comisión. Lhamon continúa trabajando para defender los derechos civiles de los estadounidenses como directora adjunta del Consejo de Políticas Nacionales para la Justicia y la Equidad Raciales.

“Espero con ansias avanzar en la misión con los asuntos de derechos civiles que enfrenta hoy nuestra nación, en colaboración con mis estimados colegas de la Comisión de Derechos Civiles de los Estados Unidos”, comentó la recién nombrada presidenta de la Comisión, Norma V. Cantú, quien empezó su servicio público como maestra de Inglés en 1974, y llegó a liderar el Proyecto de los Derechos de los Chicanos (Chicana Rights Project), entre otros.

La Comisión de Derechos Civiles de los Estados Unidos es la única entidad independiente y bipartidista encargada de asesorar al presidente y al congreso en materia de derechos civiles e informar anualmente acerca del cumplimiento de los derechos civiles a nivel federal. Nuestros 51 Comités Asesores estatales ofrecen una amplia perspectiva acerca de las problemáticas existentes en materia de derechos civiles a nivel estatal y local. Para obtener información acerca de la Comisión, por favor, visite www.usccr.gov y síganos en Facebook y Twitter.

Continue Reading

Estados Unidos

Derek Chavin, primer policía blanco sentenciado culpable por matar a un hombre negro en Minnesota

Avatar

Published

on

Un jurado de Minneapolis declaró culpable al ex agente de policía Derek Chauvin de los tres cargos presentados en su contra tras provocar la muerte de George Floyd presionándole el cuello con la rodilla durante su arresto el 25 de mayo de 2020, en un juicio de tres semanas que llamó la atención del mundo.

El jurado, integrado por doce residentes del Condado de Hennepin, estado de Minnesota, tomó su decisión luego de diez horas de deliberaciones para emitir su veredicto unánime y fue leído por el juez Peter Cahill.

Juez Peter Cahill: “Nosotros, el jurado en el caso mencionado anteriormente, en cuanto al primer cargo, asesinato involuntario en segundo grado mientras cometía un delito grave, declaramos al acusado culpable. […] Nosotros, el jurado en el caso mencionado anteriormente, en cuanto al segundo cargo, asesinato en tercer grado al perpetrar un acto eminentemente peligroso, declaramos al acusado culpable. […] Nosotros, el jurado en el caso mencionado anteriormente, en cuanto al tercer cargo, homicidio involuntario en segundo grado, negligencia culposa por la que se crea un riesgo irrazonable, declaramos al acusado culpable”.

Derek Chauvin será condenado dentro de dos meses, y se enfrenta a una posible condena de hasta 40 años de prisión por el cargo más grave, asesinato en segundo grado. Es la primera vez que se declara a un oficial de policía blanco culpable de asesinar a una persona de color en el estado de Minnesota. Una investigación de la Radio Pública Nacional de Estados Unidos reveló que la policía ha matado a disparos a por lo menos 135 hombres y mujeres negros en Estados Unidos desde 2015. Al menos el 75% de los oficiales de policía involucrados eran blancos.

En las calles de la ciudad de Mineápolis y en todo el país, los manifestantes celebraron la noticia con júbilo, alivio y el compromiso de seguir luchando por la justicia racial. El asesinato de George Floyd en mayo de 2020 desencadenó un movimiento mundial a favor de la justicia racial y en contra de la brutalidad policial.

Uno de estos movimientos avivados por el juicio contra el expolicía es en favor de desfinanciar la policía. Desde Minneapolis, Kandace Montgomery, codirectora ejecutiva del Colectivo Black Visions, señaló que es la propuesta de su organización frente al veredicto de culpabilidad del ex agente de policía de Minneapolis Derek Chauvin por el asesinato de George Floyd. La iniciativa es desinvertir en la policía de Minneapolis e invertir en las comunidades.

 

Con informaci’on de Democracy Now!

Para ampliar esta información, vea (en inglés) las reacciones de las personas reunidas frente al Palacio de Justicia del Condado de Hennepin, Minneapolis, los comentarios del hermano y el sobrino de George Floyd, así como los del presidente Joe Biden y la vicepresidenta Kamala Harris.

Continue Reading

Estados Unidos

Policía de Mineápolis arresta a periodistas y más de cien manifestantes contra el racismo policial

Amy Goodman

Published

on

La Policía de Mineápolis arrestó a más de cien personas, entre estos, periodistas que daban cobertura a las protestas contra el racismo mientras se daban las exposiciones finales del juicio por asesinato del ex oficial de policía Derek Chauvin, quien mató a George Floyd al someterlo con la rodilla sobre su cuello durante más de nueve minutos en mayo de 2020.

Las protestas se producen a unos 16 kilómetros del lugar del juicio al tiempo que surgían otras manifestaciones por la muerte de Daunte Wright, un joven afroestadounidense de 20 años, que murió a manos de una agente de policía el domingo, durante un control de tráfico rutinario en Brooklyn Center, Minnesota.

Con el arresto de más de cien personas en las protestas, los agentes policiales también acorralaron a periodistas, obligándolos a ponerse boca abajo en el suelo y les fotografiaron el rostro y sus credenciales de prensa. Otros periodistas fueron atacados con aerosoles químicos y otras armas consideradas “menos letales”.

Un policía arrojó al suelo a la productora de la cadena de noticias CNN Carolyn Sung, le sujetó las manos con abrazaderas de plástico y la arrestó mientras le gritaba “¿Habla inglés?”, a pesar de que Sung se había identificado varias veces como periodista. Sung es asiáticoestadounidense. Una jueza federal emitió el viernes una orden de restricción temporal que prohibía que las fuerzas del orden estatales de Minesota atacaran o arrestaran a los periodistas que cubrían las protestas. Sin embargo, la medida no afecta a las fuerzas del orden local ni a la Guardia Nacional.

De acuerdo con el reporte de CNN, el expresidente Barak Obama señaló que “el hecho de que esto pueda ocurrir incluso cuando la ciudad de Minneapolis está inmersa en el juicio de Derek Chauvin y reviviendo la desgarradora muerte de George Floyd indica no solo lo importante que es llevar a cabo una investigación completa y transparente, sino también lo mucho que necesitamos reimaginar la labor policial y la seguridad pública en este país”.

Las manifestaciones en la ciudad de Mineápolis se produjeron al tiempo que el periódico The New York Times informa que más de tres personas han muerto por día a manos de las fuerzas del orden público desde que comenzó el juicio de Derek Chauvin.

Por su parte, el fiscal general Merrick Garland revocó una regla del Gobierno de Trump que restringía la capacidad del Departamento de Justicia de hacer uso de decretos federales de consentimiento para abordar los abusos cometidos por departamentos de policía locales.

Continue Reading

Trending