Desahucian albergue de migrantes en Tijuana

Uno de los menores migrantes que durante meses vivió en el albergue / FOTO: José P. Martínez

Uno de los menores migrantes que durante meses vivió en el albergue / FOTO: José P. Martínez

Los Angeles Press

TIJUANA, Baja California.- Medio centenar de migrantes y personas deportadas pasaron a la intemperie la fría noche del jueves, después de haber sido desalojados por sorpresa del albergue en el que recibían refugio en la ciudad fronteriza. Un grupo de personas, apoyados por elementos de la policía municipal de Tijuana, obligaron al desalojo del hogar de acogida "Casa de Apoyo al Migrante" para proceder a su demolición interna ante la desesperada mirada de sus moradores.

El lugar, convertido en Asociación Civil y dirigido desde el altruismo por la tijuanense Celeste Treviño, venía ofreciendo acogida a un promedio de más de 60 personas desde hace más de tres años sin ningún tipo de ayuda gubernamental. Por él han pasado todo tipo de gentes que en algún momento han necesitado refugio: desde deportados de cualquier rango de edad a madres y niños centroamericanos en tránsito hacia el norte.

Rosa Celeste Treviño / FOTO: Gabriela Cortés

Rosa Celeste Treviño / FOTO: Gabriela Cortés

El predio en el que los propios migrantes erigieron poco a poco el albergue, una antigua fábrica abandonada ubicada en la colonia El Soler, fue cedido a Celeste Treviño hace 12 años por su auténtico dueño. Esta persona (cuya identidad aún no se concreta) ha sido quien, al parecer, ha promovido el desalojo con la ayuda de una -sorprendentemente- rápida resolución judicial.

"Empezaron a las 8 de la mañana a desalojarnos, nos dijeron que sacáramos todas nuestras pertenencias y que dejáramos entrar a los trabajadores a demoler", explica uno de los presentes. "Se presentaron dos unidades de policía con un actuario público y la abogada del dueño, una señora que dicen es maestra de la UABC (Universidad Autónoma de Baja California)".

Momento de la noche en el que la policía de Tijuana trató de expulsar de la calle a los migrantes desalojados / FOTO: Gabriela Cortés

Momento de la noche en el que la policía de Tijuana trató de expulsar de la calle a los migrantes desalojados / FOTO: Gabriela Cortés

De las más de 50 personas que fueron expulsadas, una veintena decidió acampar en la puerta para pasar la noche. Algunos testigos afirman que la policía acudió con nocturnidad para instigarlos a abandonar el lugar, y que fue gracias a la presencia de algunos activistas que finalmente pudieron eludir las coacciones y pernoctar junto al ya ex albergue.

Este desahucio se ha producido en pleno invierno y en el marco de una ciudad que carece de planes e infraestructura consolidada para paliar las consecuencias del fenómeno migratorio y las deportaciones masivas que se concentran en la frontera bajacaliforniana desde hace más de un lustro. Ningún miembro del gobierno local o estatal se ha presentado para ofrecer una solución habitacional a los afectados. Próximamente se espera ampliar la información.

Puerta del albergue, junto a algunas pertenencias extraídas tras el desalojo / FOTO: Gabriela Cortés

Puerta del albergue, junto a algunas pertenencias extraídas tras el desalojo / FOTO: Gabriela Cortés

, , , , , , , ,

No comments yet.

Leave a Reply