Candidata a diputada del PT usa grupo armado para amendrentar en Olinalá

Por Guadalupe Lizárraga

OLINALÁ, Guerrero.- Exdiputada del PRD y actual candidata a diputada local Distrito 27 por el Partido del Trabajo en Olinalá, Guerrero, Luis Ayala Mondragón, mantiene a su servicio un grupo armado que usa para amedrentar a la población y con el que amenazó el pasado 27 de junio a la candidata de MORENA, Erika Valencia Cardona, quien contiende por el mismo distrito que ella, en esta región de La Montaña, Guerrero. 

Luisa Ayala Mondragón saludando a exalcalde priista Eusebio Ruvalcaba. Foto: Sergio Ferrer/archivo Los Ángeles Press

Después de saludar a las familias de la comunidad en la colonia San Isidro, la morenista Valencia Cardona, junto al candidato a la presidencia municipal de Olinalá por el mismo partido, Filomeno Vázquez Espinoza, subieron a su auto en torno a las 4:30 pm del día 27 de junio para continuar su campaña, cuando una camioneta Ford color blanco les cerró el paso. De la camioneta bajaron seis hombres con armas largas y vestidos con camisetas del PT. Uno de ellos, llamó por celular a la candidata del PT, Luisa Ayala Mondragón, para decirles que ya estaban en sitio. El hombre al teléfono puso el altavoz y acercó el celular a la candidata morenista, quien oyó la voz de Ayala Mondragón: “Dejen a esa pinche vieja, pero díganle que, si se vuelve a meter, los vamos a sacar de ahí”.

La candidata de MORENA les preguntó que, si ellos eran dueños de Olinalá, y los hombres subiéndose a la camioneta, le respondieron que sí.


Entre los hombres armados que bloquearon el paso de los candidatos de MORENA, se identificó a Noé Dionisio, hijo del candidato del PT a la presidencia municipal de Olinalá, Evaristo Dionisio Ayala, y a Óscar Helguera Jiménez, guardaespaldas de Luisa Ayala Mondragón.

“Costumbre”, la violencia de exdiputada Luisa Ayala Mondragón

No es la primera vez que se denuncia a Luisa Ayala Mondragón de financiar grupos armados para controlar esta región de La Montaña. En 2015, en la localidad de San Antonio Coyahuacán, se vinculó a Ayala a los conflictos armados a raíz de la derrota del PRD en Olinalá, y de “estar detrás de las detenciones de comunitarios”.

En 2011, unos 200 integrantes de Antorcha Campesina realizaron una marcha y plantón en la plaza cívica Primer Congreso de Anáhuac, para denunciar la presunta persecución política y hostigamiento en contra de dos comisarios municipales, por parte de Ayala Mondragón, quien ese tiempo fungía como presidenta municipal de Olinalá.

Ayala también ha generado conflictos en torno al liderazgo político de Nestora Salgado en Olinalá. En 2013, después de que Nestora fuera detenida arbitrariamente por patrullas del ejército, y el abogado de Tlachinollan, Vidulfo Rosales tomara la defensa, Ayala Mondragón, siendo diputada local del PRD, intervino en el caso condicionando la ayuda legislativa a la familia de Nestora a cambio de retirar a Tlachinollan de la defensa y poner a un abogado recomendado de ella. El cambio de abogado prorrogó la salida de Nestora de la cárcel.

Un año después, en agosto de 2014, la hija de Nestora, Saira Rodríguez denunciaba amenazas contra ella y sus hijos por parte del exalcalde de Tlapa del PT, Victoriano Wences Real, quien hoy va nuevamente de candidato por el mismo partido y por la misma alcaldía de Tlapa y en equipo con Ayala. 

Seguidores de Nestora Salgado dijeron a este medio que “Ayala Mondragón sigue intentando minimizar el liderazgo político de Nestora, cinco años después, por envidia” a la actual candidata al Senado por MORENA. Incluso, Ayala Mondragón, dijeron, al inicio de la campaña ordenó retirar las lonas de propaganda electoral de Nestora en la región de Olinalá.

Guadalupe Lizárraga
Periodista independiente. Fundadora de Los Ángeles Press, servicio digital de noticias sobre derechos humanos, género, política y democracia. Autora de Desaparecidas de la morgue (Editorial Casa Fuerte, 2017).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *